Representantes radican proyectos para perjudicados por falta servicio de la AEE

EL CAPITOLIO  – El presidente de la Comisión cameral de Hacienda, Antonio ‘Tony’ Soto Torres, presentó el domingo junto a los representantes de Distrito de San Juan, Guaynabo y Bayamón, varias medidas que buscan beneficiar a los consumidores ante la crisis de energía eléctrica que atraviesa la Isla, y promover opciones de Alianzas Público Privadas para la generación de energía en la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE).

Entre los representantes que se unieron como coautores de las medidas, se encuentran: Eddie Charbornier Chinea, Juan Oscar Morales Rodríguez, Víctor Parés Otero, Jorge Navarro Suárez, Luis ‘Junior’ Pérez Ortiz y Yashira Lebrón Rodríguez. Éstos, corresponden a los municipios de San Juan, Guaynabo y Bayamón donde el servicio eléctrico se ha visto gravemente afectado, al punto que en muchas de las áreas, aún están sin luz, tras el paso del huracán Irma.

Una de las medidas es un Proyecto de ley que busca crear la ‘Ley de Ajuste Tarifario por Interrupción del Servicio Energético como Consecuencia de Eventos Catastróficos’.

Soto Torres explicó que con la creación de esta Ley lo que se busca es “atender las necesidades de nuestros constituyentes en tiempos de eventos catastróficos, brindando alternativas viables para minimizar el costo tarifario de la factura de luz a los abonados afectados por la interrupción de los servicios de la AEE. Por tal razón, entendemos necesario otorgarle un ajuste tarifario en la factura que la AEE le brinda a sus clientes, por el período que los consumidores se encuentren sin energía eléctrica a causa de condiciones catastróficas, como lo fue el huracán Irma u otros posibles eventos catastróficos”.

En la medida se define como “Eventos Catastróficos”, un evento que es el resultado de un estado oficial de emergencia o un evento que es resultado de una interrupción de 10 por ciento o más de los clientes de la AEE.

“El ajuste establecido se activará por el tiempo real que el cliente residencial o comercial tuvo interrumpido el servicio eléctrico en su hogar o negocio durante cualquier evento catastrófico que experimente Puerto Rico. El mismo será del 100 por ciento de dicho promedio diario por la cantidad de días que duró la interrupción. La AEE no podrá facturar a ningún abonado ningún cargo por el periodo de tiempo que duró la interrupción. Además, será deber y responsabilidad de la AEE revisar las facturas y ajustar las mismas conforme a lo establecido en esta Ley, a los abonados cuyo servicio se haya visto afectado o interrumpido por causa de un evento catastrófico a partir del huracán Irma”, sentenció el representante por el Distrito 6 de Guaynabo, Cataño y Bayamón.

Por su parte, Charbornier Chinea, reiteró que “las consecuencias de las interrupciones en el sistema de energía eléctrica han sido devastadoras para muchos ciudadanos y comercios que no han podido operar y han tenido que recurrir a la compra de costosos generadores eléctricos y artefactos para poder suplirse de energía. En calle Loíza, particularmente donde han surgido nuevos comerciantes, éstos simplemente han permanecido cerrados ocasionando enormes pérdidas en sus nuevos negocios. Por tanto, no es justo que encima de este gasto, tienen que pagar por un servicio que no se le brindó completo.  Este tipo de medida es necesaria, y busca hacerle justicia al pueblo en  momentos de crisis”.

La medida dispone que será deber de la AEE notificar al cliente por medio de carta sobre el ajuste tarifario a causa de la interrupción de servicio causado por el evento catastrófico. Además, se incluirá la información referente al tiempo transcurrido de interrupción del servicio, así como la(s) fecha(s) que ocurrió dicha interrupción.

Otra de las medidas que se estarán radicando mañana lunes, es una Resolución Conjunta de la Cámara para ordenar a la Junta de Gobierno y al Director Ejecutivo de la AEE someter a la Autoridad de las Alianzas Público Privadas (APP), proyectos para la generación de energía, a los fines de establecer APP.

Sobre esta medida, Soto Torres reiteró que “nosotros como Gobierno tenemos que reflexionar y atender de una vez y por todas, sin temores, la posibilidad de atraer inversión privada a la AEE. Capitalizar y buscar mecanismos para generar energía de forma privada que nos dé a nosotros Gobierno, la liquidez y el dinero para poderlo invertir en el mantenimiento de líneas o de la planta física de la Autoridad. Lo que hemos vivido con el huracán Irma nos debe poner a nosotros a reflexionar si el modelo que tenemos en la AEE es el más conveniente o si debemos explorar otras maneras de proveer el servicio eléctrico a nuestra gente”.

Ante esto, Parés Otero, quien preside la Comisión cameral de las APP, reiteró que “la AEE tiene que realizar  cambios numerosos y difíciles para volver a ser una corporación pública financieramente viable. Uno de esos cambios es bajo el modelo de Alianzas Público-Privadas en ciertas operaciones, como lo es la generación de energía. En momentos que se discute el porvenir de la AEE en un proceso de reestructuración fiscal y operacional, a un costo millonario, amerita que se considere y se promueva una alianza más extensa y abarcadora con la empresa privada que contemple la generación de la energía en Puerto Rico”.

En tanto, Morales Rodríguez,  sostuvo que “medidas como estas son necesarias para que nuestra gente pueda salir a flote, luego de este y futuros eventos atmosféricos. He estado en San Juan en la calle, visitando residenciales, repartiendo hielo en centros de envejecientes y he visto cómo nuestra gente se ha visto afectada. Situaciones como esta no pueden repetirse y resulta meritorio que la AEE evalúe su futuro en cuanto al servicio que le brindan al pueblo que paga el mismo bastante caro”.

Finalmente, el representante Navarro Suárez, coincidió con las medidas presentadas y a su vez, anunció que también radicará un proyecto de ley que ordena a la AEE aprobar un reglamento cuasi legislativo que establezca un procedimiento uniforme para atender querellas de abonados residenciales sobre enseres o electrodomésticos dañados a causa de apagones o bajas en el voltaje del sistema eléctrico de la Isla. El procedimiento debe proveer para la adjudicación del caso ante un juez y el derecho a pedir revisión judicial, entre otras garantías procesales.

“Estas medidas responden a la necesidad de hacerle justicia a los cientos de miles de abonados de la AEE que han sufrido las consecuencias de un sistema en deterioro. Como consecuencia de las frecuentes interrupciones en el servicio de energía y bajas en el voltaje del sistema eléctrico, centenares de abonados denuncian año tras año daños a sus enseres o electrodomésticos, incurriendo así en gastos adicionales para reparar o adquirir nuevos equipos. Dicha situación se agrava ante la ineficiencia de la Autoridad cuando se presentan  reclamos de los consumidores”, concluyó el presidente de la Comisión de Gobierno cameral.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.