Rosselló enviará carta a Donald Trump y Paul Ryan para oponerse a reducción de jornada laboral

LA FORTALEZA – El gobernador, Ricardo Rosselló Nevares, informó el viernes que le cursará una carta al presidente de los Estados Unidos, Donald J. Trump, y al presidente de la Cámara de Representantes federal, Paul Ryan, para informar que no dará paso a la reducción de jornada laboral de los empleados públicos impuesta por la Junta de Control Fiscal (JCF).

Rosselló Nevares también dejó clara su postura durante un mensaje televisado emitido esta tarde, en el que planteó que “La ley PROMESA, que da origen a la Junta de Supervisión Fiscal, define el campo de acción que dicho organismo tiene, y no tiene la facultad de imponer unilateralmente una medida como el propuesto recorte a la jornada laboral de nuestros empleados públicos”.

“Dicho recorte tendría un efecto devastador para nuestra economía, que no solo afectaría la calidad de vida en sobre 130 mil hogares, sino que afectaría el comercio, la banca, la industria de servicios de alimentos y prácticamente toda actividad comercial en Puerto Rico. Representaría un golpe de 340 millones de dólares a nuestra economía”, añadió Rosselló Nevares.

De otro lado, el secretario de la Gobernación, William Villafañe, impartió instrucciones a todos los secretarios, directores, jefes de agencia y demás instrumentalidades de la Rama Ejecutiva a no tomar acción sobre la reducción de jornada laboral propuesta por la JCF.

 

“Nos requirieron que demostráramos la capacidad de tener una reserva en el Departamento de Hacienda de $291 millones al cierre del año fiscal. No solamente cumplimos con esa reserva, sino que para el 30 de junio el balance en caja en el Departamento de Hacienda ascendió a $1,799 millones; esto supera dramáticamente lo estimado en el Plan Fiscal certificado por la Junta”, expresó Rosselló Nevares, quien reiteró que la reducción de jornada laboral es injustificada.

En otros aspectos, el Primer Mandatario, mostró reparos con la propuesto de reforma en los planes de pensiones.

“Nuestra Administración hizo los ajustes fiscales en el presente presupuesto para asegurar el pago del 100% de las pensiones de nuestros retirados y para reconocerle los derechos de retiro que tienen hoy nuestros empleados públicos. Ante la Asamblea Legislativa se encuentra un proyecto de ley de Administración para cumplirle esa garantía a todos nuestros servidores públicos y retirados. No estamos de acuerdo con los recortes a las pensiones anunciados por la Junta, pues afectarían desproporcionalmente a los más vulnerables, por lo que estaremos también dando la batalla en todos los foros en contra de esa medida”, apuntó.

Finalmente, Rosselló Nevares hizo un llamado a los miembros de la JSF a tomar nuevamente el camino de la sensatez y la prudencia para evitar confrontaciones.

 

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.