Remueven de sus funciones como vicepresidente de la Cámara a Pichy Torres Zamora

EL CAPITOLIO  – El presidente de la Cámara de Representantes, Carlos “Johnny” Méndez Núñez, informó el jueves, que las funciones como vicepresidente de la Cámara, del representante José “Pichy” Torres Zamora, como medida cautelar, se le delegaron a la vicepresidenta de ese cuerpo, Lourdes Ramos.

“Nosotros tenemos dos vicepresidentes. Como medida cautelar, todos los asuntos que le delega el presidente al compañero, hemos optado por delegárselas a la vicepresidenta Lourdes Ramos”, dijo Méndez Núñez a preguntas de la prensa.

De otra parte, Méndez Núñez, aseguró que se dará el debido proceso de Ley en torno a unas alegaciones de hostigamiento sexual por parte de un empleado del representante José “Pichy” Torres Zamora.

Méndez Núñez sostuvo, que actualmente, no existe una declaración jurada o un documento firmado por la supuesta víctima.

“Desde el día que se tuvo conocimiento de unos alegados actos, se activó el protocolo, que establece la Orden Administrativa de la Cámara de Representantes. Se llamó a la alegada víctima, ella compareció con su abogado. Se entrevistó con la directora de Capital Humano y con el asesor legal, se le entregó una declaración para que firmara, no la firmó. Se le dio un tiempo razonable para que la examinara y se mantuvo comunicación con ella y con su abogada. Se volvió a llamar para que viniera a firmar la declaración, no la firmó, y se le notificó que se le daba un plazo de 48 horas para que viniera a firmar la declaración. Pasaron las 48 horas, mis instrucciones fueron que se procediera como se dice en la Orden Administrativa”, dijo Méndez Núñez a la prensa.

Explicó que en este caso, se nombró, según el protocolo, a un Oficial Investigador, que deberá rendir un informe en 30 días, o menos, según expresó que fue su solicitud.

“Se nombrara a un oficial investigador, que realice la investigación, haya o no haya una declaración firmada. Porque el norte de nosotros es proteger, no solamente a la alegada víctima, sino también, a los alegados querellados. ¿Por qué? Porque se tiene que dar un debido proceso de ley”, dijo.

“Así que en ese sentido, está corriendo el proceso, la Oficial Investigadora tiene 30 días para someter un informe. Yo le he pedido que sea diligente, que no utilice el período de 30 días. Tan pronto esté el informe, se le dará la publicidad, se discutirá, pero, tengo que dejar claro que en la Cámara existe un protocolo de no permitir actos de hostigamiento a ningún empleado, sea hombre o sea mujer. Cero tolerancia al hostigamiento sexual. Así que en ese sentido, una cosa es el proceso administrativo, otra cosa es, si existiera alguna alegación contra el representante, la persona tiene que juramentar una querella e ir a la Comisión de Ética. Nada de eso ha ocurrido”, continuó.

De paso, Méndez Núñez enfatizó que no ha habido alguna oferta a la supuesta víctima de hostigamiento sexual, por parte de la Cámara baja.

“Lo que sí es, que tengo que dejar claro, que nunca ha habido una oferta de parte de la Cámara de Representantes para una transacción. Nunca. Nunca ha habido un ofrecimiento. ¿Aquí se constituyen hechos? La persona tiene que responder. Sea quien sea. Pero no hay una querella juramentada, no hay una declaración firmada por la querellante, pero aun así nosotros actuamos en protección de todos”, dijo el presidente cameral.

Méndez Núñez señaló que el director de la Oficina del representante Torres Zamora no está trabajando actualmente porque “alegadamente tiene una licencia por enfermedad”.

Supuestamente, según trascendió el miércoles, una mujer, a quien se le ofreció un puesto de trabajo en la oficina del representante Torres Zamora, se le exigió favores sexuales a cambio de “lealtad”, para concederle el puesto.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.