Ramón Rosario asegura gobernador garantiza derechos de retiro a empleados públicos y maestros

LA FORTALEZA  – El secretario de Asuntos Públicos y Política Pública, Ramón Rosario Cortés, reafirmó el lunes, que el proyecto de retiro que se incluyó en la Sesión Extraordinaria y que presentó el gobernador Ricardo Rosselló Nevares garantiza el 100 por ciento de las pensiones de los maestros y reconoce todos los derechos de retiro de los empleados públicos.

Rosario Cortés expresó en declaraciones escritas que “es lamentable escuchar a personas tratando de jugar con la tranquilidad de nuestros empleados y retirados sin darse la oportunidad de leer el proyecto que salva las pensiones de nuestros servidores públicos. La verdad es que el proyecto tiene una disposición para garantizar el derecho a la pensión que tienen los maestros y que en el 2013 se intentó afectar sin éxito.

Asimismo, Rosario Cortés aseguró que “los maestros pueden estar tranquilos porque siguen teniendo su derecho intacto sin subir la edad de retiro ni aumentar su aportación individual”.

El secretario además afirmó que “en meses se acaba el efectivo en los sistemas de retiro lo que significa que nuestros pensionados y maestros no recibirían su pensión si no hacemos algo ya. El proyecto que presentó el gobernador protege el 100 por ciento de los beneficios que tenían los servidores públicos y garantiza el pago de las pensiones de nuestros retirados. De no tomar este tipo de acción, se podrían ver afectados todos los retirados públicos cuando no reciban su pensión”.

“Conforme la ley, los maestros que se encuentran cotizando bajo las disposiciones de la Ley 91-2004 continuarán cotizando como lo hacen al día de hoy y no perderán ninguno de los derechos que poseen al momento. Los maestros podrán acogerse voluntariamente al Plan de Aportaciones Definidas (401k). Además de la actual aportación individual para cotizar para su derecho actual, los maestros podrán realizar voluntariamente la aportación del 5 por ciento establecida en la ley para el programa tipo 401k”, explicó el secretario de Asuntos Públicos.

También, Rosario Cortés sostuvo que “en el pasado, a los servidores públicos se les retenía un por ciento de su salario y pasaba a un fideicomiso que lo utilizaba para costear otros gastos e ineficiencias administrativas. Esta práctica se terminó. El Gobierno ya no podrá tocar el dinero que se descuenta a los empleados para su retiro como lo hicieron en el pasado”.

Además, añadió que “este proyecto permite que los empleados puedan elegir su aportación con un mínimo de 5 por ciento, en vez de una cantidad obligatoria de 10 por iento que aplica al presente”.

Rosario Cortés concluyó al indicar que “en el caso de los empleados que no son maestros bajo la Ley 91, el dinero que aporte será depositado en el Plan de Aportaciones Definidas (tipo 401k) que garantiza las aportaciones de los servidores públicos sin posibilidad de ser mal utilizadas por el Gobierno como ocurrió en el pasado. También, el proyecto establece salvaguardas para reconocer a los empleados públicos el dinero que han aportado al amparo de la Ley 3-2013 y que la pasada administración gastó para otros fines de forma negligente”.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.