Gobernador se une a gobernadores demócratas para exigir participación en discusión de reforma de salud estadounidense

LA FORTALEZA -El gobernador Ricardo Rosselló Nevares discutió el impacto de la reforma federal de salud en los ciudadanos americanos residentes en Puerto Rico durante una reunión de la Asociación de Gobernadores Demócratas (DGA, por sus siglas en inglés), informó el viernes.

“La salud de los ciudadanos americanos residentes en Puerto Rico es un asunto gran importancia para mí. En esta coyuntura, todos los gobernadores de los Estados Unidos tienen que saber de la situación desigual que vive Puerto Rico y deben ser partícipes del proceso de la búsqueda de igualdad para nuestra Isla. Los ciudadanos americanos residentes en Puerto Rico deben ser incluidos en cualquier proyecto que reforme el sistema de salud de los Estados Unidos”, sostuvo el Primer Ejecutivo en declaraciones escritas.

El encuentro entre los gobernadores demócratas y la prensa se produjo durante la reunión de verano de la Asociación Nacional de Gobernadores (NGA, por sus siglas en inglés) que se lleva a cabo en Providence.

“Mi petición aquí es que seamos racionales. Si hacemos la pregunta de qué queremos como ciudadanos americanos, lo que he me he dado cuenta es que la vasta mayoría de los ciudadanos americanos quieren que las personas estén saludables, quieren acceso a servicios de salud, esto es una prioridad”, agregó.

Rosselló Nevares destacó además que “hay que tener un acercamiento bipartita sobre el tema de salud y el enfoque debe ser en asegurarnos que no tengamos a ciudadanos americanos que reciban menos recursos y peor acceso a servicios de salud, como es el caso de Puerto Rico”.

Indicó que trabaja en medidas que frenen el éxodo masivo de doctores y profesionales de la salud a otras jurisdicciones porque no se paga justamente a estos en la Isla.

El gobernador urgió además la atención al tema de salud y la inclusión de todos los estados y territorios en la discusión congresional al explicar que en Puerto Rico “tenemos de las más altas cifras de diabetes y muertes por diabetes, una falta de esfuerzos de prevención que ocurren en Puerto Rico porque en esencia no tenemos suficientes recursos para pagar y para tener buena prevención y un buen método pronosticado de servicios de salud”.

Junto al gobernador de Puerto Rico estuvo presente el gobernador de Luisiana, John Bel Edwards; el gobernador de Carolina del Norte, Roy Cooper; el gobernador de Connecticut, Dannel Malloy; el gobernador de Montana, Steve Bullock; y el gobernador de Delaware, John C. Carney, Jr.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.