Enfrentados la Policía y manifestantes ante llegada de nuevos camiones al vertedero de Peñuelas

PENUELAS – La Unidad de Operacones Tácticas de la Policía y una cadena de manifestantes encadenados en una cadena humana en la carretera PR-385 de Peñuelas se enfrentaron el jueves en medio del repudio civil al depósito de material con cenizas en el vertedero de Peñuelas.

Ante la llegada de nuevos camiones escoltados por la Policía de Puerto Rico, opositores de la comunidad peñolana formaron una cadena humana y bloquearon el tránsito de la vía para impedir la entrada de nuevos depósitos de Agremax al vertedero.

“Esta gente defiende un gobierno pillo”, vitoreó Jimmy Borrero, líder civil a quien también se le radicó un cargo por agresión por supuestamente agredir a un camionero, según la secretaria del Departamento de Justicia, Wanda Vázquez Garced.

Junto a Borrero, otros opositores también fueron removidos por la Fuerza de Choque de la Policía que inmediatamente activó el protocolo para remover a los manifestantes de la vía.

“Esta lucha no es suicida, esta lucha es por la vida”, gritaban otros manifestantes que fueron arrestados.

La controversia ha sido repudiada además en medio de la firma del gobernador Ricardo Rosselló Nevares al Proyecto del Senado 81, nueva ley que aunque dispone la prohibición y uso de cenizas de carbón para fines no comerciales en la isla, no prohíbe el depósito del material denominado como Agremax (mezcla de residuos de cenizas con agua), utilizado como material construcción y relleno.

Desde el martes en la madrugada decenas de camiones provenientes de la empresa Applied Energy Systems (AE) de Guayama reiniciaron el depósito de cenizas en el vertedero de Peñuelas, lo que ha levantado a opositores civiles que aseguran que los residuos son perjudiciales a la salud.

 

 

Deje un comentario