NIE realiza arrestos en operativo relacionado a tráfico de armas

SAN JUAN  – El Negociado de Investigaciones Especiales (NIE) del Departamento de Justicia, en conjunto con la Policía de Puerto Rico, llevó a cabo entre el miércoles y el jueves, un operativo con el fin de arrestar a nueve individuos que se dedicaban al tráfico ilegal de armas.

El director del NIE, fiscal Héctor López Sánchez, informó que agentes encubiertos realizaron y grabaron varias transacciones de armas con los hoy imputados, que se dedicaban a la venta de armas ilegales y operaban en distintos lugares, mayormente en el residencial Luis Lloréns Torres, y en áreas de San Juan y Carolina.

“El Negociado de Investigaciones Especiales, con la colaboración de la Policía de Puerto Rico, lograron que el diligenciamiento de las órdenes de arresto pudiese ejecutarse de forma exitosa. Ambos componentes del Departamento de Seguridad Pública (DSP) lograron coordinar esfuerzos para realizar un complejo operativo que duró dos días y que pudo cumplir con su cometido”, expresó en declaraciones escritas López, quien destacó también la cooperación por parte del “Swat”, de la Policía Municipal de Bayamón y del Cuerpo de Emergencias Médicas estatal.

El 19 de junio, la jueza Karem Álvarez Echeandía, Tribunal de Primera Instancia de San Juan, encontró causa para arresto contra los hoy imputados por 37 cargos por violaciones a la Ley de Armas. La fianza global impuesta es de 21,500,000 dólares.

Los sujetos fueron identificados como Andrés Rodríguez Otero, Héctor Rey Figueroa, Gariel Morales Figueroa, Héctor Rosado Lozada, Javier Velázquez Carrasquillo, José Colón Cuascut, Julio Soto Franco y Germán Arce Seda. Al momento, se realizan gestiones para dar con el paradero del noveno individuo imputado.

Dos de los arrestados trabajaban en una compañía que provee servicios de alimentos al Departamento de Corrección y Rehabilitación (DCR), agencia que cooperó con la pesquisa.

Durante la investigación del caso y al momento de los arrestos, se ocuparon seis rifles y 16 armas cortas, de las cuales algunas fueron modificadas para disparar de forma automática. También se ocuparon máscaras y municiones, además de emitirse y diligenciarse órdenes de confiscación de ocho vehículos.

“Este operativo demuestra que el trabajo en equipo es posible y hoy lograron sacar de la calle a individuos que se dedicaban a vender armas ilegales, las cuales terminaban en manos de delincuentes. El Departamento de Justicia, el NIE, y la Policía de Puerto Rico informa que la investigación continúa para identificar y procesar a los criminales”, manifestó la Secretaria del Departamento de Justicia, Wanda Vázquez Garced.

El fiscal a cargo del caso es Martín Ramos Junquera, de la División de Crimen Organizado, dirigida por el fiscal Sergio Rubio Paredes y bajo la dirección de la Jefa de Fiscales, Olga Castellón Miranda.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.