Cámara de Representantes podría regular el hundimiento de barcazas en aguas de Puerto Rico

EL CAPITOLIO – La Cámara de Representantes investigará la posible contaminación causada por el hundimiento de decenas de barcazas abandonadas y encalladas a través de las costas de Puerto Rico, informó este domingo la representante Maricarmen Mas Rodríguez.

“Proteger el ambiente para futuras generaciones es una de las principales funciones que tiene cualquier gobierno. A estos efectos, en Puerto Rico existen una plétora de leyes y reglamentos que tipifican como delito la contaminación ambiental. Sin embargo, no existen leyes concretas o reglamentos con las herramientas necesarias para regular la disposición de barcazas abandonadas o encalladas en aguas de la Isla”, sentenció la representante de la zona oeste.

La iniciativa, plasmada en la Resolución de la Cámara 446, radicada el pasado 30 de mayo, busca establecer una nueva política pública que regule la disposición de estos navíos para así proteger el ambiente.

Según explicó la legisladora novoprogresista, la Cámara realizará un censo para determinar la cantidad de barcazas abandonadas, para entonces evaluar el impacto ambiental y eventualmente, buscar los mecanismos para remover las mismas.

“Recientemente la prensa reseñó un artículo sobre barcazas abandonadas y hundidas en Puerto Rico, resaltando el gran potencial de daño que dicha situacion puede ocasionar al medio ambiente. De acuerdo a la mencionada nota, se estima que existen alrededor de 68 embarcaciones abandonadas en aguas de Puerto Rico. Pero la realidad es que no sabemos a ciencia cierta la cantidad. Por eso la Comisión de Desarrollo Integrado de la Región Oeste iniciará muy próximamente una investigación profunda”, añadió Mas Rodríguez.

La representante enfatizó que el hundimiento o abandono de estas embarcaciones tiene como efecto directo la mutilación de hierbas marinas y corales, esenciales para el desarrollo de un ecosistema marino estable, la erosión de arrecifes, vitales para amortiguar el impacto del oleaje, la contaminación de las aguas mediante la liberación de combustibles y lubricantes, y el peligro que representa al momento de la navegación.

Para concluir, Mas Rodríguez hizo un llamado a grupos a favor de la protección del ambiente, así como a entidades sin fines de lucro, a brindar a la Comisión información relacionada con este asunto.

La legisladora también cursará una carta a la secretaria del Departamento de Recursos Naturales y Ambientales, Tania Vázquez Rivera, para recibir su insumo sobre esta situación, la cual catalogó como una potencial “emergencia ambiental”.

prdiario.com

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.