Presidente de la Cámara de Representantes radica medida para obligar a restaurantes proveer menú bajo en sodio

EL CAPITOLIO  – El presidente de la Cámara de Representantes, Carlos ‘Johnny’ Méndez Núñez, informó el jueves, que radicó una medida que ordenaría a los restaurantes de comida rápida, así como a establecimientos de alimentos similares que sean parte de una cadena de 20 o más localidades, a ofrecer una opción baja en sodio dentro de su menú.

El proyecto de ley también busca que los restaurantes divulguen el contenido calórico e información de los nutrientes que los alimentos tengan y que sean parte del menú regular del establecimiento, incluyendo la comida que esté en exhibición y en auto servicio “self-service”. La pieza legislativa fue radicada por el método de ‘petición directa’ y sus autores son los estudiantes universitarios Ismari Delgado Espada; y William Vega Sepúlveda, entre otros.

“La calidad de los alimentos es de alta envergadura, y por consiguiente, tanto a nivel local como federal, se ha legislado para reglamentar el contenido de los nutrientes, y cuáles son de consumo humano, así como la publicidad que debe incluirse en las etiquetas de los alimentos y en los menús regulares de los restaurantes de cadena. En primer lugar, se encuentra la Administración de Drogas y Alimentos (FDA, por sus siglas en inglés), entidad que garantiza que los alimentos vendidos en los Estados Unidos, incluyendo a Puerto Rico, sean seguros, saludables y estén etiquetados adecuadamente. En segunda instancia, se encuentra lo consignado en la Sección 4205 de la Ley Federal “Patient Protection and Affordable Care Act”, que al enmendar la ley “Federal Food, Drug and Cosmetic Act” -que también es de aplicación a Puerto Rico- impone el requisito a las cadenas de restaurantes de incluir la descripción de los nutrientes en sus comidas y que están incluidas en su menú, dentro de los nutrientes se encuentra el sodio”, expresa la Exposición de Motivos del proyecto.

“Conforme a los fundamentos antes expresados, la Asamblea Legislativa de Puerto Rico estima indispensable velar y salvaguardar la salud de los ciudadanos de la Isla. Por dicha razón, desea conformar nuestra legislación con los designios de la ley federal, dando publicidad en sus menús, promociones, y ofertas sobre el contenido calórico y de los nutrientes utilizados en la confección de los alimentos, además de brindar una opción baja en sodio dentro de su menú regular”, añadió el presidente de la Cámara en declaraciones escritas.

Todo restaurante, sujeto a las disposiciones de esta nueva ley, tendrá el deber informar en sus promociones, publicidad de sus ofertas, y en el menú de las ofertas ubicadas en su establecimiento, la alternativa de la comida baja en sodio.

Además, divulgará en la información de nutrientes su contenido calórico, y el valor del sodio de sus alimentos, de tal forma que los consumidores puedan tomar una determinación informada al escoger su alimento.

El secretario del Departamento de Asuntos del Consumidor, quien reglamentaría la ley, podrá imponerle a los dueños de los restaurantes una multa administrativa de hasta 500 dólares por cada infracción. En la eventualidad de que ocurran violaciones subsiguientes, podrá imponer multas desde 1,000 hasta 2,000 dólares.

El proyecto también fue peticionado por la Asociación de Dietistas de Puerto Rico y la Asociación de Dietistas Internos de la Universidad del Turabo.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.