Menos fondos para conservar el mantenimiento de escuelas

EL CAPITOLIO  – La Comisión de Gobierno, presidida por el representante Jorge Navarro Suárez, realizó el martes, vistas públicas en torno a la Resolución de la Cámara 76 que ordena una investigación sobre el funcionamiento de la Oficina para el Mejoramiento de Escuelas Públicas (OMEP) a nivel central y en cada una de sus regiones.

Durante la audiencia, el gerente general de OMEP, Carlos Santiago Santiago, repasó el alcance de la Oficina y sus logros, pero destacó que en años recientes ha sufrido una reducción en su presupuesto que impacta el servicio ofrecido a las instituciones escolares.

“Actualmente nuestra asignación operacional es de 16 millones de dólares, de los cuales 7.6 millones de dólares son para gastos de nómina y costos relacionados. Alrededor de 8.4 millones de dólares son para gastos de funcionamiento de oficina y para los gastos de mantenimiento de los planteles. Este dato refleja como la asignación presupuestaria ha sido reducida en más de un cincuenta por ciento”, explicó Santiago.

La medida busca indagar sobre la operación interna de la agencia, su situación económica, resultados, contratos otorgados en los pasados diez años y la conveniencia de alterar el modelo utilizado actualmente para proteger y mantener los planteles escolares en la Isla.

Añadió que la OMEP tiene a su cargo el mantenimiento de 926 planteles escolares y comparte 46 planteles con la Autoridad de Edificios Públicos (AEP), para un total de 974 escuelas. Sin embargo, no cuenta con asignaciones para mejoras permanentes.

“Dentro de lo asignado para gastos operacionales y de oficina, contamos con 8.4 millones de dólares, el cincuenta por ciento está dirigido a gastos directamente relacionados con los planteles escolares. Si se estableciera una relación presupuesto versus total de planteles a ser atendidos, podemos concluir que 4 millones de dólares dividido entre 974 escuelas, nos llevaría a una inversión de 4,106.78 dólares para cada escuela. Como es de suponer, el resultado producto de esta relación sería irreal, dado a que en las escuelas acontecen diversos problemas que superan la cantidad prorrateada como asignación”, sostuvo.

En respuesta al presidente de la Comisión, el director de finanzas de OMEP, Edward Rivera, informó que la Oficina efectuó un análisis de costos y preparó una propuesta que abarcaría un plan de verano para todas las áreas, previo al nuevo curso escolar, que incluye pintura, reparaciones menores de baños, salones, comedores, entre otros. En esta se contempla, por 25 millones de dólares, atender la misma cantidad de escuelas, incluyendo las escuelas que pasarían a ser escuelas receptoras. Los funcionaros señalaron que la propuesta fue discutida con el presidente cameral, Carlos “Johnny” Méndez Núñez, quien se comprometió a evaluarla junto al Gobernador y ofrecer un dictamen.

Santiago expresó que la OMEP reconoce la realidad de las escuelas en Puerto Rico y recalcó que es necesario contar con fondos para velar por su mantenimiento. “La Oficina funciona, si se le inyecta recursos económicos recurrentes y recursos humanos para sus operaciones. El concepto del empleador único podría ser un buen modelo a seguir para resolver esta situación. El cierre de los planteles con problemas graves en su infraestructura sería una opción para resolver el dilema de abaratar los costos de mantenimiento y la insolvencia de caja que tenemos”, opinó.

A preguntas de integrantes de la Comisión, el titular afirmó que “hay muchas escuelas que no aguantan más”, que no están aptas para dar servicios, salvo se realicen inversiones millonarias para habilitar algunas, si la situación económica de Puerto Rico lo permitiera.

“En aquellos lugares donde sea verdaderamente necesario (el cierre de escuelas), tenemos que estar de acuerdo, ya que tenemos muchas escuelas donde la matrícula es sumamente baja y, tomando en consideración la situación económica de la Isla, en muchas de ellas se hace necesario. En otras, deberíamos hacer un estudio profundo y a conciencia, que se ha estado haciendo”, dijo Santiago, quien mencionó que cuando un plantel escolar deja ser útil para el sistema educativo, pasa a DTOP, agencia que tiene derecho sobre la propiedad y determina el uso que se le dará.

Rivera añadió que la inversión en una escuela en necesidad de ser rehabilitada, sobrepasaría el medio millón de dólares, fondos que actualmente no existen. Explicó que, en cuanto a las escuelas del Siglo 21, la Oficina ha estado ofreciendo servicios de mantenimiento externo (áreas verdes), puesto a que no existe un presupuesto asignado para mantenimiento preventivo. Cuando se dañan equipos, el asunto se trabaja por petición.

La OMEP, según informó en la audiencia, contempla la creación de un contrato para responder a situaciones de urgencia, que establece los mejores precios, dividiendo en un banco de suplidores identificados por regiones los servicios eléctricos, de plomería, de fumigación, de vaciado de pozos, entre otros.

“Estos contratos abiertos de precios unitarios viabilizan la atención inmediata a la solución de problemas en un término que no supere las 48 horas. Tienen un tope por contrato y son registrados ante la Oficina del Contralor”, dijo Santiago.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.