Héctor Ferrer habla de lichamientos públicos y doble vara de funcionarios en caso O’Neill

SAN JUAN- El presidente del Partido Popular Democrático, Héctor Ferrer, criticó el domingo la actitud asumida por la secretaria de Justicia, Wanda Vázquez en el caso del alcalde de Guaynabo, Héctor O’Neill, al tiempo que solicitó el debido proceso de ley para el ejecutivo municipal tras darse a conocer un acuerdo en un caso de hostigamiento.
Ferrer, quien en el pasado se vio forzado a renunciar a la Cámara de Representantes luego de que su entonces compañera y madre de su hijo menor lo acusara de violencia de género, manifestó en declaraciones escritas que “yo sé lo que es ser ‘linchado’ públicamente por razones políticas, por razones de destruir reputación, y por razones de destruir familias. La secretaria de Justicia, Wanda Vázquez, quien utilizó su posición como Procuradora de la Mujer para politiquear y comprar testimonios en aquel entonces, ha mantenido un silencio sepulcral en este asunto. ¿Acaso la justicia es diferente de acuerdo al color de un partido?”.

El exlegislador añadió que “lamento mucho la situación que atraviesan en estos momentos la empleada municipal de Guaynabo y el alcalde, al igual que sus respectivas familias. A nadie le puede alegrar la desdicha de otro. En los pasados días, como Partido hemos dado el espacio para que tanto el alcalde, así como el gobernador y presidente del Partido Nuevo Progresista (PNP), Ricardo Rosselló, actúen conforme a lo que el País espera. Luego de las expresiones en el día de hoy, ambos quedan por debajo de la vara que nos impone las posiciones públicas que ocupamos”.
O’Neill sostuvo el domingo que se trata de un asunto personal, un acuerdo confidencial del que no ofrecerá detalles.
Sobre el particular, el exrepresentante indicó que “el alcalde, a quien estimo, debió proteger en primer orden a la empleada municipal, a su familia y al Municipio. El Gobernador, aunque solicita la renuncia del alcalde, tanto en las posiciones políticas como electivas, tiene el deber de referir el asunto a las autoridades pertinentes, garantizándole el debido proceso de ley y sus derechos constitucionales”.
Momentos después de que el alcalde O’Neill se expresara sobre el asunto, La Fortaleza circuló a través de una red social, un comunicado del gobernador Ricardo Rosselló Nevares en el que le pidió la renuncia al cargo, y a todos los puestos que ocupa dentro de la colectividad a la cual ambos pertenecen.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.