MIHN denuncia negociación en cuartos oscuros de AEE y Energy Answers

ARECIBO – El Movimiento Independentista Nacional Hostosiano (MIHN) advirtió el lunes que la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE) ha entrado en ‘cuartos oscuros’ para negociar con Energy Answers la renovación de su contrato, que venció el seis de diciembre pasado.
“Luego de la noticia de que el contrato que había firmado la AEE con Energy Answers hace siete años expiró el pasado 6 de diciembre, nos enteramos que han estado negociando su renovación en cuartos oscuros. Estamos indignados de que esta corporación que se supone sea ‘pública’ pueda extender este contrato sin verificar siquiera la viabilidad del proyecto. No responden a los intereses del País”, planteó Myrna Conty, coordinadora de la Coalición de Organizaciones Anti-Incineración (COAI), en declaraciones escritas.
Según se informó, entregaron una carta de solicitud de reunión al presidente de la Junta de Gobierno de AEE y solicitaron que se les informe quiénes son los negociadores, cuándo empezaron dicha negociación y copia del borrador de contrato.
“Tenemos derecho a esta información y a que dichas negociaciones se hagan con transparencia. Nosotros tenemos información y evidencia que puede ayudar a tomar las decisiones correctas. Energy Answers, por los últimos años ha estado engañando a las agencias de gobierno con información falsa e incompleta. Exigimos que la AEE no firme ningún nuevo contrato con Energy Answers”, reclamó Conty.

La portavoz aseguró que la empresa le vendería 68 megavatios-hora a la AEE, lo cual representa .01 por ciento de la capacidad instalada de la corporación, por lo que a su juicio, “no le haría cosquillas a nuestra factura de luz”. “En la carta explicamos múltiples otras razones por las que no se debe renovar el contrato con Energy Answers”, añadió la activista.

Conty subrayó que la AEE tiene el deber de evitar viabilizar un contrato con Energy Answers sin considerar las implicaciones del incinerador para la salud, el ambiente y la economía de Puerto Rico. “Además, realmente es un proyecto de quema de basura y no de producción de energía, en especial por que aporta muy poco a la capacidad de la Autoridad”, fustigó Conty.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.