Rosselló marca contraste de visiones sobre PFCE, pero da espacio a García Padilla

roselloFAJARDO – El gobernador electo Ricardo Rosselló señaló el viernes a su salida de la reunión con miembros de la Junta de Control Fiscal que, aunque dicho ente federal tiene la responsabilidad legal de trabajar con el gobernador Alejandro García Padilla para el desarrollo de un Plan Fiscal y de Crecimiento Económico del Gobierno de Puerto Rico (PFCE) que se pueda certificar, estaría abierto a inmiscuirse dentro de dicho proceso, aunque dejo claras las diferencias entre ambas administraciones de cómo atender el problema.

Abordado por la prensa de si buscaría que García Padilla presente dentro del PFCE revisado algunas de las propuestas de política pública que presentó durante la pasada campaña eleccionaria, Rosselló manifestó que el problema con el documento originalmente presentado por el actual Primer Mandatario es que “no tiene propuestas, es una generalidad. Carece de una realidad fiscal de Puerto Rico que pueda ser palpable… Carece de detalles”.

“Por lo tanto, si ya ha tenido esto a su poder, de trabajar con el Plan Fiscal por tanto tiempo, y a lo que ha llegado es a generalidades, cabe preguntarse cuál va a ser su interés para hacer esto”, añadió.

De otro lado, Rosselló, descartó que sus propuestas incluyan despidos de empleados públicos e incrementos de contribuciones. Sin embargo, aseveró que contrario a García Padilla que se mantuvo en que no iba a alterar la estructura del Gobierno, su expectativa es reducir el tamaño del aparato gubernamental, para que a su juicio pueda ser “más costo efectivo, que pueda brindar esos servicios y que tengamos los instrumentos para poder llevarlo a cabo”. Este insistió en la propuesta del Empleador Único, que resalta permitiría transferir empleados a áreas de mayor necesidad y determinar qué servicios seguirán siendo ofrecidos por el Gobierno y cuáles pueden ser administrados por la empresa privada.

Además, dijo que su postura es renegociar los términos de la deuda pública para que se siga pagando en base a la realidad fiscal del país, pero rechaza una actitud de incumplimiento como la promovida por García Padilla.

En otros aspectos, Rosselló, abundó que durante la reunión con miembros de la Junta se discutieron las deficiencias del PFCE, que no cumplen con los requerimientos de la ley federal de Promesa. Asimismo, hablaron de la necesidad de establecer “al pueblo que implica algunas de las decisiones que se han tomado en el pasado y la posición que se ha puesto a Puerto Rico ahora”. A su vez, les elaboró sobre sus propuestas y le hizo saber su preocupación sobre la sesión extraordinaria convocada por García Padilla.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.