GRUCORPO insta a trabajar por una nueva Policía

12002957_894041854019731_1075896437158494447_nSAN JUAN  – Los portavoces del Grupo Comunitario de Trabajo de la Reforma de la Policía (GRUCORPO) hicieron un llamado para que el superintendente de la Policía, José Caldero, deje atrás todo conflicto pasado, establezca mecanismos democráticos y eficientes de acceso a la información y retome la relación de participación comunitaria del grupo de cara a una “nueva Policía”.

“Si desde el primer día hemos exigido participación en la Reforma ha sido para promover una perspectiva de derechos humanos en la Uniformada. La Policía es el primer brazo del Estado ante la gente. Por eso, todos y todas debemos estar en primera fila en esta reforma, aportando y fiscalizando el proceso hacia una transformación de la Policía en una profesional, comunitaria, solidaria y respetuosa de nuestros derechos”, expresó en un comunicado Mari Mari Narváez, portavoz del grupo.

La activista celebró que los argumentos de transparencia y acceso a la información que la agrupación ha levantado en los últimos ocho meses fueron oficialmente reconocidos y respaldados por el Asesor Técnico de Cumplimiento (TCA por sus siglas en inglés) de la Reforma, coronel Arnaldo Claudio en su último informe semestral ante el Tribunal Federal.

“La posición del TCA es que la Reforma estaría mejor servida si la Policía de Puerto Rico estuviera dispuesta a asumir la iniciativa de publicar los borradores de sus políticas en su portal web durante una cantidad establecida de días en los cuales el público pudiera emitir sus comentarios”, lee el informe del TCA, radicado el pasado 11 de julio, según dijo Narváez.

“El proceso recomendado abordaría las preocupaciones de GRUCORPO, de los Comités de Interacción Ciudadana y del público en general que clama por transparencia y rendición de cuentas”, agrega el escrito.

La líder de GRUCORPO expresó además que el TCA aludió a la Ley de Procedimientos Administrativos Uniformes de Puerto Rico (L.P.R.A. Section 2101 et seq) y a su requerimiento específico de ofrecer oportunidad al público para expresar sus visiones acerca de las políticas, regulaciones o reglamentos propuestos.

Especificó que según Claudio, “la posición de renuencia (que ha adoptado la Policía) hacia la comunidad no sugiere un compromiso dirigido a lograr una reforma sostenible. La falta de comunicación empaña la colaboración potencial, lo que perjudica la consecución de relaciones estables con la comunidad. La Policía debe despojarse de cualquier conflicto anterior y aprovechar la oportunidad de tomar ventaja de la voluntad de organizaciones como GRUCORPO para reunirse con ellas, no sólo para discutir políticas sino también desafíos comunes, para compartir información y aprender sobre nuevas ideas y tácticas para servir a la comunidad”.

Dijo que a pesar de que la Policía supuestamente detuvo el proceso de participación de GRUCORPO en noviembre pasado, negándole el acceso a los borradores de políticas en creación, el grupo continuó aportando algunas de sus recomendaciones aunque a menor escala. Esto gracias a otros colaboradores que hicieron llegar los documentos de trabajo a pesar de la negativa de la Uniformada.

“Sin embargo, este proceso tan importante de reforma exige la participación activa de comunidades y por eso hemos insistido. Para que podamos un día decir que tenemos una Policía digna que sirve a la gente, no que actúe en contra de esta”, finalizó.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.