Senador PNP advierte “colapso inminente” del sistema de salud pública

banco-puerto-rico-BGF-300x220EL CAPITOLIO  – El portavoz de la delegación del Partido Nuevo Progresista (PNP) en la Comisión de Salud del Senado, Ángel “Chayanne” Martínez Santiago, le solicitó a la presidenta del Banco Gubernamental de Fomento (BGF), Melba Acosta, que libere inmediatamente los fondos dirigidos a la Administración de Seguros de Salud (ASES) para así evitar un colapso en el sistema de salud pública.

“El BGF tiene detenido alrededor de unos $13 millones en remesas que el Centro de Recaudación de Ingresos Municipales (CRIM) mensualmente envía a la ASES para financiar parte de la reforma de salud. Además, el Departamento de Hacienda también tiene unos $18 millones que no ha querido liberar. Si esto no sucede en los próximos días, no semanas, el sistema de salud pública en Puerto Rico colapsará”, señaló en un comunicado de prensa el senador por Arecibo.

Martínez Santiago indicó que varias aseguradoras, como Molina HealthCare, muy pronto se verán forzadas a dejar de brindar servicios a sus pacientes sencillamente porque ya no tienen cómo continuar subsidiando los servicios a los proveedores si el Gobierno no paga.

“En el caso específico de Molina HealthCare, el gobierno les adeuda la friolera de $127.8 millones. Esta empresa le brinda servicio de salud a dos de las nueve regiones de la ASES. En la región Suroeste, tiene unas 142,221 vidas, mientras que en el Este son unas 214,618. Entre ambas tienen 356,839 pacientes de la reforma de salud, los cuales se verán desprovisto de servicios, en cuestión de días, debido a las acciones de Acosta y esta administración”, añadió Martínez.

Según el senador novoprogresista, la misma situación se repite con las demás aseguradoras, incluyendo First Medical, Triple-S, MMM, PMC y Molina, que proveen servicios a los pacientes de “Mi Salud”.

“Esto tiene un efecto casca devastador. Ante la falta de pago a las aseguradoras, estas comenzaran a retener el pago a los suplidores, como los médicos y hospitales. Aquí lo que va a suceder es que las aseguradoras van a comenzar a filtrar los pagos a sus proveedores. Ante esta situación, los proveedores podrían decidir abandonar la reforma. El colapso del sistema es inminente”, sostuvo Martínez Santiago.

El legislador exhortó a los líderes de las aseguradoras, a la presidenta del BGF, así como al secretario de Hacienda, Juan Zaragoza, y el director de la ASES, Ricardo Rivera Cardona, a sostener una cumbre a la mayor brevedad posible para delinear estrategias para atender la crisis.

“Además de estas personas, la directiva del Colegio de Médicos y Cirujanos de Puerto Rico, así como los presidentes y portavoces de las Comisiones de Salud, tanto en la Cámara de Representantes como en el Senado, tienen que estar en esa cumbre y conformar un grupo de trabajo. Lo que no se puede permitir es que 1.6 millones de nuestros ciudadanos se queden sin cubierta médica, algo que es más que probable si no se toman acciones correctivas”, terminó diciendo Martínez Santiago.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.