Gana Miguel Cruz el duelo de invictos boricuas celebrado en Florida

Foto Suministrada (Dave Nadkarni/Premier Boxing Champions)

Foto Suministrada (Dave Nadkarni/Premier Boxing Champions)

FLORIDA – En un emocionante encuentro, el fuerte pegador, Miguel Cruz (13-0, 11 nocáuts) de Aguada venció a su compatriota, Samuel “El Macho” Figueroa (10-1, 4 nocáuts) de Añasco por decisión dividida en un combate que fue pautado a ocho asaltos en la división wélter desde el Lakeland Events Center en Florida.

Los jueces anotaron 78-74 y 77-75 para Cruz y el tercer juez anotó 77-75 a favor de Figueroa.

El competitivo duelo de invictos fue uno en el que Figueroa mostró sus dotes boxísticos y rapidez desde temprano en la pelea con certeros ataques al cuerpo. Luego, Cruz pudo comenzar a ser efectivo con su agresividad a corta distancia, conectando buenas combinaciones al cuerpo y rostro de Figueroa y en algunos momentos, pudo utilizar el jab a su favor ya que superaba a su compatriota por cuatro pulgadas de estatura. Cruz mide cinco pies con 11 pulgadas y Figueroa mide cinco pies con siete pulgadas.

“Fue una gran pelea contra un gran boxeador que demostró ser bueno en este deporte y espero que (Figueroa) siga hacia adelante porque tiene gran futuro Esto fue una guerra y para ganarle a Figueroa tuve que usar mi alma y corazón y gracias a Dios, al final todo dio resultado. Esta ha sido la pelea más fuerte de mi carrera”, dijo Cruz en referencia a Samuel Figueroa.

“Ahora a descansar un poco y seguir buscando peleas que me lleven a un título mundial”, añadió.

Por otro lado, deslumbrando a la fanaticada que abarrotó el recinto, el fenomenal prospecto peso ligero, Néstor Bravo (6-0, 6KO’s), mantuvo su récord intachable, al liquidar en dos episodios a Daniel Lorenzana.

Conectando certeras combinaciones al rostro, con un castigo inmaculado al cuerpo de su rival, Bravo logró desmantelar la ofensiva Lorenzana, llevándolo a la lona en mal estado y obligando al tercer hombre sobre el cuadrilátero a detener el combate.

“Muy agradecido con papá Dios, porque con Él todo, sin Él nada. Fue una buena pelea. Lorenzana es un veterano que ha peleado con varios ex campeones mundiales y vino a hacer la batalla esta noche. Comenzó bien incómodo, pero me mantuve tranquilo, trabajando con mis combinaciones y tocándolo fuerte al cuerpo para abrirme espacio. De esa manera pude entrar bien y puse fin al encuentro”, dijo el púgil natural de Arecibo, quien entrena bajo el mando de José Bonilla.

Se espera que el cotizado prospecto regrese al ensogado para el mes de junio en Puerto Rico.

Ambos encuentros fueron parte de la popular serie “Premier Boxing Champions” transmitida por Bounce TV.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.