Representante Navarro arremete contra Melba Acosta por tener empleado de confianza que trabaja desde Panamá

04-14-16_NAVARROEL CAPITOLIO  – El representante del Partido Nuevo Progresista (PNP) Jorge Navarro Suárez criticó el jueves una dispensa hecha por la presidenta del Banco Gubernamental de Fomento (BGF), Melba Acosta, para permitir el llamado trabajo remoto a varios empleados de confianza.

Uno de ellos supuestamente reside en Panamá. Se trata de José Coleman Tió, quien actualmente funge como “Asesor Senior” de Acosta. Coleman también figura como el director ejecutivo de la Autoridad para el Financiamiento de Facilidades Industriales (AFICA), dependencia del BGF.

Navarro Suarez alegó que Coleman vive en Panamá con su esposa, María Luisa Romero. Romero en julio de 2014 fue nombrada viceministra del Ministerio de Gobierno de Panamá.

“Yo creo que esto es ilegal. Aquí no hay ningún control. Se supone que Melba Acosta, como parte de la resolución que ella aprobó, estableciera un mecanismo para aprobar el ‘flexitime’, pero los reglamentos no se han aprobado”, alegó Navarro en conferencia de prensa.

A juicio del representante, es inmoral que Coleman trabaje desde Panamá ante la situación que se encuentra el BGF.

“Un director de un banco no puede permitir que ningún director de dependencia o del organigrama que representa el banco que esté trabajando ‘part time’ desde la casa y mucho menos desde Panamá”.

El representante presentó una resolución de interpelación a Acosta para que explique este y otros asuntos.

“Toda esta situación en el BGF que venimos denunciando por varias semanas sumado a los detalles que hemos divulgado en el día hoy hacen imperativo que la Cámara de Representantes apruebe una interpelación de la Junta de Directores del Banco y su Presidenta, Melba Acosta. Hacer lo contrario es claudicar al deber constitucional que tenemos de velar por la sana administración de fondos públicos”, sentenció.

La resolución del legislador propone “ordenar a la Cámara de Representantes, reunida en una Comisión Total, realizar una interpelación a la Junta de Directores del BGF y Melba Acosta Febo, a los efectos de requerir información relativa a la legalidad del programa de trabajo remoto para empleados de confianza o “flexitime”, así como para requerir información sobre la adecuacidad de los mecanismos de control que el Banco haya implementado, si algunos, para salvaguardar el interés público y evitar el derroche de fondos públicos por parte de los empleados de confianza del BGF”.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.