Qué puede hacer ONU para sancionar a Pyongyang, tras prueba de misil

El organismo ya ha impuesto medidas contra el país asiático luego de varias pruebas nucleares.

Foto: EFE En diciembre de 2012 Corea del Norte lanzó un satélite en el mismo sitio desde donde hizo e

Foto: EFE
En diciembre de 2012 Corea del Norte lanzó un satélite en el mismo sitio desde donde hizo e

Por: Con EFE y AFP – Restricción a las transacciones financieras entre el Gobierno y bancos, menor capacidad para realizar operaciones de comercio exterior, disminución de la ayuda internacional –a excepción de la destinada a ayuda humanitaria–, poder de revisión a cualquier barco que navegue en aguas internacionales, menor poder de movimiento en su participación en organismos internacionales y bloqueo en la utilización de recursos depositados en organismos internacionales hacen parte del menú de opciones que la Organización de Naciones Unidas (ONU) tiene para sancionar al régimen de Corea del Norte, que el fin de semana realizó una prueba con un misil de largo alcance, el cual Pionyang dijo que era un satélite que puso en órbita.

La nación asiática, considerado el ‘reino ermitaño’, pues es el país más cerrado del mundo, con relaciones diplomáticas con pocas naciones, ha realizado cuatro pruebas nucleares desde el 2006 que han sido censuradas por la mayoría de países del mundo.

Estas pruebas, sumadas a las de misiles que el régimen dice pueden llegar a Estados Unidos, le han ocasionado varias resoluciones de condena y de sanción por parte de la ONU, aparte de las que organizaciones y países a manera individual les han impuesto.

Sin embargo, para el régimen del joven líder Kim Jong-un, estas sanciones constituyen un verdadero “acto de guerra”, y se siente legitimado a actuar en consecuencia.

El 8 de marzo de 2013, en respuesta a las sanciones impuestas por la ONU, Corea del Norte anunció la anulación del acuerdo de no agresión con Corea del Sur que puso fin a las hostilidades en la Guerra de Corea que se desarrolló entre 1950 y 1953 y que se saldó con un armisticio, pero no un acuerdo de paz.

El régimen comunista está sancionado por la ONU, la Unión Europea (UE) y Estados Unidos, lo que se traduce en la prohibición de usar y desarrollar tecnología nuclear y de misiles balísticos y de importar y exportar determinados productos.

Sanciones ya implantadas

El gobierno de Estados Unidos, a través del Departamento del Tesoro, ha impuesto un bloqueo económico a Corea del Norte restringiendo diversos tipos de transacciones. Entre las prohibiciones impuestas por EE. UU. a Corea del Norte se encuentra el bloqueo a la propiedad e intereses de propiedad de Corea del Norte con el extranjero; la prohibición de registro, autorización, posesión y arrendamiento de buques norcoreanos a cualquier ciudadano estadounidense, restricciones a las importaciones de bienes, servicios, y tecnología de Corea del Norte, y bloqueo a las exportaciones de productos a Corea del Norte.

Por otro lado, el Departamento de Estado de los Estados Unidos, junto a otros 32 países, establece prohibiciones a la exportación de cualquier tecnología o materiales considerados de doble uso, mientras que la Unión Europea también ha impuesto medidas sancionatorias.

El Consejo de Seguridad de la ONU condenó enérgicamente el domingo tras una reunión de urgencia el lanzamiento de un cohete de largo alcance por parte Corea del Norte y anunció que aprobará sanciones “en respuesta a estas peligrosas y graves violaciones”.

Pionyang había anunciado este domingo la puesta en órbita de un satélite mediante un cohete, un lanzamiento condenado por la comunidad internacional que cree que se trata en realidad de un test de misil balístico intercontinental. Pocas horas después del anuncio, Corea del Sur y Estados Unidos anunciaron el inicio de negociaciones para desplegar en territorio surcoreano el sistema antimisiles estadounidense THAAD, uno de los más modernos del mundo.

En Nueva York, la declaración del Consejo de Seguridad fue aprobada en una sesión de emergencia por sus 15 miembros, incluido China, el principal aliado de Pionyang.

“Los miembros del Consejo de Seguridad adoptarán rápidamente una nueva resolución imponiendo medidas significativas en respuesta a estas peligrosas y graves violaciones” de resoluciones de la ONU, indica la declaración. Para el embajador chino, Liu Jieyi, la resolución deberá “reducir la tensión, trabajar por la desnuclearización y el mantenimiento de la paz y la estabilidad, y promover una solución negociada”. Su homólogo ruso, Vitali Churkin, abogó por una resolución “razonable (…), que no conduzca al colapso económico de Corea del Norte”, una de las obsesiones de Pekín.

El lanzamiento, que ignora las resoluciones de Naciones Unidas y las advertencias previas de las grandes potencias, tuvo lugar un mes después de que Corea del Norte procediera a su cuarto ensayo nuclear.

Redacción Internacional con EFE y AFP

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.