Urgen se cumpla con el Plan de Uso de Terrenos

UnknownSAN JUAN – Representantes de organizaciones conservacionistas, científicos y planificadores reclamaron el martes al gobierno la aprobación y cumplimiento fiel de un Plan de Uso de Terrenos (PUT) para Puerto Rico.

Esto, según indicaron, siempre y cuando sus directrices sean cónsonas con el mandato constitucional de lograr la mejor conservación y aprovechamiento de los recursos naturales para el beneficio general de la ciudadanía, así como con las política pública establecidas en la Ley sobre Política Pública Ambiental y la Ley sobre Política Pública para el Desarrollo Sostenible de Puerto Rico.

“El Plan de Uso de Terrenos no es sólo un plan, es una herramienta esencial para nuestro desarrollo económico sustentable. Sin un plan de esta índole, seguiremos con el modelo desordenado e ineficiente de uso de suelos que tantos daños y conflictos ha causado en el país. La falta del PUT ha llevado al despilfarro de fondos públicos para infraestructura y vivienda desparramada, a la destrucción de terrenos de alto valor ecológico y agrícola, a la privatización y erosión de nuestras cosas, e incluso a poner en riesgo la vida y la propiedad, como ha quedado demostrado con los desprendimientos de terrenos en urbanizaciones en diversas partes del país”, explicó en un comunicado, Gustavo García López, Catedrático Auxiliar de la Escuela Graduada de Planificación.

Recordaron al gobernador Alejandro García Padilla que aprobar el PUT no solo fue uno de sus compromisos de campaña, sino que es un requisito legal establecido en la Ley 550 del 2004 y reafirmado en una orden ejecutiva de 2013 del propio primer ejecutivo (OE-2013-015).

El grupo coincidió que en el contexto actual de crisis económica que sufre el país, en el que es necesario reinventar la economía y la forma de gobernar, el PUT puede ofrecer una oportunidad para hacer las cosas de forma distinta y mejor.

A su vez, advirtieron que la demora en la aprobación del PUT, sumado a las órdenes ejecutivas firmadas la semana pasada para acelerar la aprobación de permisos mediante un comité creado sin la presencia de los directivos de la Junta de Planificación, del Departamento de Recursos Naturales y Ambientales (DRNA), organizaciones profesionales y expertos de la sociedad civil, socavan y derrotan los fines de lograr la planificación integral del país, según ordena la ley orgánica de la Junta de Planificación.

Luis Jorge Rivera Herrera, planificador y científico ambiental, señaló por su parte que “con el PUT se puede ayudar a proteger valiosos activos de capital ecológico amenazados por el desparrame urbano como la zona del Yunque, de cuyos recursos de agua dependen la región este y una parte sustancial del Área Metropolitana de San Juan, sumado a su importancia como segundo destino turístico en Puerto Rico. A su vez, un plan de uso de terrenos puede ayudar a conservar otras áreas naturales sensitivas indispensables para posicionar a la isla en el mercado del ecoturismo y el turismo de naturaleza”.

Entretanto, el presidente de la organización Ciudadanos del Karso, Abel Vale Nieves, dijo “que el PUT nos puede servir para fortalecer nuestra soberanía alimentaria, ya que ayudaría a identificar aquellos terrenos de valor agrícola y excluirlos del proceso urbanizador, incluyendo otros que sirven de recarga para nuestros acuíferos, tales y como los del Karso Norteño, de los que se suple gran parte de la industria farmacéutica y lechera”.

Mientras, Ruperto Chaparro, director del Programa Sea Grant de la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (NOAA), indicó que “el PUT es indispensable como herramienta de adaptación a los efectos del cambio climático; nos ayudará a planificar los usos en nuestras costas, que cada vez están más erosionadas y vulnerables ante el alza en el nivel del mar y al incremento en intensidad de eventos atmosféricos”.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.