Puerto Rico continúa líder en la incidencia de asma por la genética ancestral

ASMA-2-680x365_cMSP Noticias- Puerto Rico continúa líder en la incidencia de asma infantil debido a su predisposición genética y por lo tanto, científicos y especialistas en neumología pediátrica se han unido en la búsqueda de marcadores que identifiquen pacientes de alto riesgo donde puedan prevenir la crónica condición, reveló en exclusiva a la Revista Puertorriqueña de Medicina y Salud Pública (MSP) www.medicinaysaludpublica.com el director del Centro de Neumología Pediátrica del Hospital Auxilio Mutuo, doctor José Rodríguez Santana.

El destacado neumólogo pediátrico puertorriqueño explicó que la genética de la isla más allá de sus condiciones tropicales climatológicas, ha provocado la alta incidencia de asma en la población pediátrica y adolescentes. Los estudios genéticos en asma se han hecho en conjunto con investigadores de la Universidad de San Francisco, en el estado de California.

De paso, una tercera parte de los niños puertorriqueños ha experimentado síntomas de asma, según el especialista en condiciones respiratorias.

“Esto es un área que ha avanzado mucho durante los últimos 10 años. Existen muchos estudios de genética donde han participado precisamente pacientes y niños puertorriqueños. El asma ha sido una condición tan prevalente en nuestra población y se ha encontrado que hay ciertos genes asociados al tener una mayor exacerbación (al asma), menos respuesta a medicamentos y una mayor severidad de la condición”, declaró.

“Ha sido muy difícil identificar qué tipos de genes son los responsables del desarrollo del asma, pero sí sabemos que en los puertorriqueños hay ciertos genes asociados a la enfermedad y una mayor severidad. Hemos encontrado que los puertorriqueños responden menos a un tipo de medicamento más común usado en asma y la respuesta de ese medicamento, por ejemplo el Albuterol, la respuesta en nuestra población es mejor como por ejemplo en la población Mexicana”, informó.

Tal hallazgo precisamente ha sido una guía para el tratamiento actual del asma en Puerto Rico donde los neumólogos han orientado a la clase médica sobre las dosis adecuadas en los pacientes diagnosticados con asma infantil.

“Hemos informado que a veces los pacientes requieren de dosis más altas de lo que normalmente uno utilizaría sobretodo en los casos más severos. La respuesta de los pacientes, por ejemplo, ha sido bien importante para nosotros ya que como existe la predisposición genética a la condición, no podemos hacer nada al respecto (que evite el desarrollo de la enfermedad) y tú no puedes cambiar eso”, subrayó.

En cuanto al clima de la isla, el doctor Rodríguez Santana indicó que sigue siendo uno similar a otros países del Caribe como República Dominicana y Cuba, pero “característicamente el lugar de mayor prevalencia de asma en toda esta región sigue siendo Puerto Rico”.

“Aparte del ambiente, esto posiblemente se debe a la mezcla de nuestra genética y de razas que es lo que incide en que nosotros tengamos una prevalencia tan alta de esta enfermedad en comparación al Caribe y otros países del mundo”, afirmó.

No obstante, Rodríguez Santana indicó que la investigación en asma se ha dirigido a la búsqueda de marcadores del desarrollo del asma en pacientes que les permita algún día intervenir preventivamente con este tipo de población con mayor riesgo de la condición y que la misma sea más severa.

“Estamos buscando cómo la parte genética nos puede ayudar a manejar este tipo de paciente con X o Y medicina y que sea específico a la característica genética de ese individuo”, confesó.

Mayor mortalidad en adolescentes

De paso, El doctor Rodríguez Santana indicó que los adolescentes son el grupo que más “preocupa” a los especialistas ya que existe la falta de conciencia sobre la severidad de la condición.

“En ocasiones muchos niños más grandecitos y los adolescentes llegan tarde a la sala de emergencia o al hospital. La mortalidad es mayor en esa edad de la adolescencia porque se acostumbran a estar tanto tiempo con asma, no perciben sus síntomas y no se dan el tratamiento adecuado o no le informan a sus padres sobre lo síntomas porque quieren estar jugando y en sus actividades sociales”, señaló.

“Esos pacientes adolescentes son los que más nos preocupan a nosotros porque han tenido asma por tanto tiempo que cuando llegan a intensivo son pacientes de alto riesgo por no tratarse a tiempo”, orientó.

No obstante, el neumólogo pediátrico enfatizó en que la mejor manera de controlar el asma es con tratamiento preventivo a base de los medicamentos que se conocen como “controladores”.

“El mejor manejo del asma sigue siendo el tratamiento preventivo porque la genética no la vas a poder cambiar y muchas veces el control del ambiente no lo vas a poder modificar sobretodo, no se puede tener control del polvo del Sahara, ni la lluvia ni el hongo”, puntualizó.

“Por eso siempre soy bien enfático en darle una educación al paciente en el uso del medicamento que se conocen como controladores, precisamente para controlar la condición como lo son los medicamentos antiinflamatorios como los esteroides inhalados y los antileucotrienos como preventivos del asma”, concluyó.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.