Radican proyecto de Pierluisi en el Senado federal para evitar precipicio fiscal de Medicaid

112_rc_pr_pierluisi_pedroSAN JUAN – El comisionado residente, Pedro Pierluisi, anunció el jueves, que los senadores Charles Schumer y Kirsten Gillibrand de Nueva York, así como los senadores Richard Blumenthal de Connecticut y Robert Menéndez de Nueva Jersey presentaron un proyecto de ley paralelo al H.R. 2635 de su autoría, conocido como “Ley para mejorar el trato a los territorios en los programas federales de salud de 2015”.

Esta legislación busca eliminar o mitigar casi todas las disparidades que Puerto Rico enfrenta bajo los programas federales de Medicaid, Medicare tradicional y Medicare Advantage.

“Quiero expresar mi agradecimiento a los senadores Schumer, Gillibrand, Blumenthal y Menéndez. Cuando presenté el H.R. 2635 en la Cámara, marcó la primera vez en que un miembro del Congreso propuso soluciones legislativas justas y realistas para cada una de las disparidades que enfrenta Puerto Rico bajo los programas federales de salud. Al presentar su versión en el Senado, estos senadores han demostrado una vez más su compromiso con los 3.5 millones de ciudadanos americanos en Puerto Rico, y con las 5 millones de personas de ascendencia puertorriqueña que viven en los estados, muchas de las cuales aún tienen familia y amigos que residen en la isla”, dijo Pierluisi en un comunicado de prensa.

El comisionado residente ha estado trabajando con sus aliados en el Congreso para lograr la aprobación de varias de las disposiciones individuales contenidas en el proyecto de ley. La versión del proyecto de ley en el Senado, al igual que la del Comisionado Residente, crearía nuevas reglas federales para la implantación del programa de Medicaid en Puerto Rico y los demás territorios. Medicaid, el programa de salud para personas de bajos ingresos, es financiado en parte por el gobierno federal y en parte por los gobiernos estatales o de los territorios. En los estados, no existe límite en la cantidad de fondos que el gobierno federal provee para Medicaid, siempre que el estado paree su parte. Esta asignación federal —conocida como FMAP—puede fluctuar entre el 50 por ciento para los estados más ricos hasta el 83 por ciento para los estados más pobres. Por el contrario, hay un tope en la cantidad de fondos que el gobierno federal asigna a los programas de Medicaid en Puerto Rico y los territorios.

En el año 2009, el tope aplicable a Puerto Rico era de sólo 260.4 millones de dólares al año y el FMAP para los territorios era de sólo 50 por ciento. Durante el mandato del Comisionado Residente, se ha enmendado la ley federal para mejorar sustancialmente el trato que recibe Puerto Rico bajo Medicaid, pero éste sigue siendo profundamente desigual. En el 2010, el Congreso aprobó la Ley de Reforma de Salud federal (ACA, por sus siglas en inglés). Esta ley provee 6,400 millones de dólares en fondos adicionales de Medicaid para Puerto Rico, para ser utilizados entre el cuarto trimestre del año fiscal 2011 y el final del año fiscal 2019.

“Como resultado, Puerto Rico ahora recibe entre 1,100 a 1,300 millones de dólares al año en fondos federales de Medicaid. Esta es una mejoría sustancial, pero todavía es mucho menos de lo que Puerto Rico recibiría si fuera un estado. Por ejemplo, el estado de Oregón, que tiene aproximadamente el mismo número de habitantes que Puerto Rico, recibe 5 mil millones de dólares al año”, explicó Pierluisi.

“La asignación de fondos que mejora el trato a los territorios bajo la Ley de Reforma de Salud federal expira al final del año fiscal 2019. A esto es a lo que se le ha llamado el “precipicio” fiscal de Medicaid. Al gobierno de Puerto Rico sólo le quedan 3,500 de sus 6,400 millones de dólares y podría agotarlos en el 2018 o incluso en el 2017. Si no se reponen los fondos, Puerto Rico volverá a recibir lo que recibía bajo la antigua fórmula, menos de 400 millones de dólares al año. He estado llamando la atención de los funcionarios federales sobre este “precipicio”, para que comencemos a trabajar desde ahora en un plan bipartidista que atienda este problema antes de que sea demasiado tarde”, agregó el Comisionado Residente.

El Proyecto de ley de Pierluisi, y su contraparte en el Senado presentado hoy, le darían a Puerto Rico el mismo trato que se le da a los estados, dentro de unos parámetros bien definidos. Bajo ambas medidas el Programa de Medicaid cubriría a las personas cuyo ingreso familiar sea igual o menor al 100 por ciento del nivel federal de pobreza, con una contribución federal similar a la que reciben los estados, eliminando el tope anual en los fondos federales que recibe Puerto Rico.

De esta forma, Puerto Rico recibiría un FMAP en función de su ingreso per cápita. Los proyectos también incluyen una serie de disposiciones adicionales dirigidas a lograr una mejor atención al paciente, mejorando los pagos por servicios prestados a beneficiarios, hospitales, médicos y planes de Medicare Advantage en Puerto Rico.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.