Con “mandato de lucha” contra la privatización la Unión de la Corporación del Fondo del Seguro del Estado

cfse-300x1921SAN JUAN  – La matrícula de la Unión de Empleados de la Corporación del Fondo del Seguro del Estado (UECFSE) le otorgó el sábado al presidente de la organización Francisco Reyes Márquez un “mandato de lucha” que identifique “todas las alternativas” para evitar que el gobierno privatice la corporación pública, y un voto de huelga si no logra que las alternativas prosperen.

La resolución aprobada por unanimidad de la matrícula destaca que existe “un ambiente inminente de privatización para la Corporación”.

“En este momento en el que la privatización se ha convertido en una amenaza real, necesitamos adoptar medidas drásticas para defender nuestra Corporación”, dijo Reyes Márquez en un parte de prensa.

En su asamblea ordinaria anual, convocada en San Juan, la matrícula también aprobó otra resolución por unanimidad para rechazar cualquier reforma laboral “que esté dirigida al empobrecimiento de la clase trabajadora”.

La resolución critica fuertemente el Informe Krueger y expresiones recientes de la Sociedad para la Gerencia de Recursos Humanos, que endosaron la privatización de la CFSE.

“El Gobierno de Puerto Rico pretende responsabilizar y penalizar a los empleados públicos de la situación fiscal del país, dándole paso a acciones que atentan contra la estabilidad laboral, física y emocional de los trabajadores”, indica la resolución.

La matrícula igualmente aprobó “rechazar todos lo puntos que afecten adversamente el funcionamiento de la Corporación y que la lleven a su privatización parcial o total”. La UECFSE se refería en parte a los millones de dólares que para financiar sus operaciones le saca el gobierno central a la CFSE y que pueden conducir a la quiebra y privatización de la Corporación.

En su mensaje a la matrícula, Reyes Márquez reclamó ese mandato de lucha mientras sostenía que “no vamos a evadir la responsabilidad que significa representarlos a todos”.

Indicó que “la situación del país es ahora mismo caótica y amenaza con arrastrarnos”, y esa “crisis de gobernanza” no se le puede adjudicar a los trabajadores.

“Entonces, por qué tenemos que ser nosotros los más que aportemos a resolver la crisis”, denunció.

“No nos vamos a quedar cruzados de brazos”, dijo sobre la amenaza de privatización contemplada en el Informe Krueger y la Sociedad para la Gerencia.

El Informe Krueger sugirió vender la CFSE para financiar las reformas de gobierno. Mientras, el dirigente sindical comparó la reforma laboral propuesta con una nueva esclavitud.

“Le pido a esta asamblea que le dé a este Presidente y Junta de Directores un mandato de lucha. Este mandato no puede darse pensando en que la lucha corresponde solamente a la Junta de Directores y a los oficiales de la Unión. Este mandato debe venir acompañado de la voluntad de esta matrícula en defender nuestra Corporación, cueste lo que cueste. Hagan de esta lucha, una lucha histórica, y sean ustedes los protagonistas de esa historia”, reclamó finalmente Reyes Márquez en su mensaje, en el que resumió las gestiones de la Unión en los 10 meses en que ha sido su presidente.

El líder sindical Pedro Irene Maymí, invitado a la actividad, reveló que el sábado 22 de agosto la Central Puertorriqueña de Trabajadores, que dirige, se reunirá para “aunar esfuerzos y combatir lo que se avecina”.

En esa reunión se decidirá convocar a las uniones a una asamblea de delegados “porque tenemos un plan de trabajo” que enfrentará la política pública contra los trabajadores del servicio público, señaló el también líder de la Unión Independiente Auténtica de la AAA.

“A los trabajadores nos va la vida. Lo que el gobierno pretende es devolver los trabajadores a las condiciones de los años 30, cuando su único derecho era el de trabajar y cobrar porque se trabajaba”, indicó.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.