Radican cargos a confinados por agresión a oficial correccional

crop_correccion130316BAYAMÓN  – El secretario Interino del Departamento de Corrección y Rehabilitación (DCR), José A. Aponte Carro, informó el viernes que se encontró causa por agresión contra cuatro confinados de custodia máxima de la Institución 292 de Bayamón por agredir a un oficial correccional en hechos ocurridos el pasado 9 de julio de 2015.

“Esto es un llamado claro a la cero tolerancia de agresiones a los oficiales. Estos servidores públicos cumplen con una labor importante de seguridad y debe imperar el respeto de los confinados hacia la autoridad. De igual manera que siempre le he pedido a la oficialidad respeto a los confinados, reafirmo que el mismo tiene que ser en ambas direcciones. Aquellos confinados que no cumplan con el reglamento se les aplicara todo el peso de la ley”, destacó Aponte Carro.

Los confinados acusados son: Fabian Rivera Maldonado, José Tirado Sánchez y Jesús Cuevas Santana. A estos tres confinados se les radicó cargos por violaciones al Artículo 245 del Código Penal. Una fianza de 5 mil dólares fue impuesta a cada uno. Por otro lado, al confinado Nelson Torres Sanabria se le radicaron dos cargos bajo el mismo artículo con una fianza de 10 mil dólares.

Fabian Rivera cumple 99 años de sentencia por asesinato en primer grado; José Tirado cumple 30 años de sentencia por los artículos 406, 83 y 198; Jesús Cuevas cumple 129 años de sentencia por los artículos 106, 5.04; entre otros y Nelson Torres cumple 50 años de sentencia por el artículo 82.

La radicación de cargos se llevó a cabo el jueves en el Tribunal de Bayamón. Los confinados fueron regresados nuevamente a la institución. Se notificó que la vista preliminar del caso fue señalada para el próximo 28 de julio de 2015.

Los confinados enfrentan también querellas administrativas en el DCR que incluye la suspensión de privilegios.

El oficial correccional agredido fue Eduard Guadalupe Lugo. Al presente, continúa en tratamiento médico debido a las lesiones recibidas por la agresión la semana pasada en el módulo de vivienda de los confinados.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.