Se incluye en nueva Ley del Código del Consumidor lenguaje sobre contratos y cláusulas abusivas

Cámara de Representantes de Puerto Rico (Logo)EL CAPITOLIO – El representante Nelson Torres Yordán presentó el lunes Proyecto de Ley del Código del Consumidor el cual tiene el objetivo de adoptar medidas concretas para proteger a los consumidores en Puerto Rico.

“Ese Proyecto de la Cámara 2520 es una pieza legislativa sin precedentes y que marcará toda relación de consumo existente y futura. Entre algunos de los derechos de mayor relevancia incorporados en este Código se encuentran los principios generales de derecho de consumo reconocidos universalmente”, dijo el representante en comunicado de prensa.

Según Torres Yordán, por primera vez se incluirán en nuestro Ordenamiento Jurídico medidas sobre los contratos de adhesión y sobre las cláusulas abusivas. “Aunque sobre ello hay pronunciamientos en los tribunales, no es hasta ahora que se establecen unas guías uniformes a través de este Código que otorgan garantías a los consumidores mediante de normas vinculantes”.

Explicó que entre “las cláusulas abusivas” que ahora se prohibirían se encuentra: prórrogas contractuales automáticas (por ejemplo, se prohibiría prorrogar automáticamente un contrato a menos que el consumidor así lo exprese al momento de la prórroga); la reserva a favor del comerciante de facultades de interpretación o modificación unilateral del contrato sin motivos válidos (por ejemplo, cuando el comerciante unilateralmente pretende reservarse el derecho a interpretar los contratos con los consumidores); la limitación de la facultad del consumidor de cancelar el contrato por incumplimiento del comerciante (por ejemplo, cuando el comerciante pretende prohibir que los consumidores cancelen los contratos); la previsión de pactos de sumisión expresa a un foro adjudicador distinto del que corresponda al domicilio del consumidor (por ejemplo, contratos que exigen que el consumidor tenga que demandar al comerciante fuera de Puerto Rico); la sumisión del contrato a un derecho extranjero con respecto al lugar donde el consumidor realizó el negocio jurídico (por ejemplo, contratos que expresan que las leyes que aplicarán serán las de cualquier otro estado y no las de Puerto Rico); las cláusulas que establezcan que el silencio del consumidor se tendrá por aceptación de cualquier modificación de lo pactado en el contrato (por ejemplo, contratos que indican que el silencio del consumidor se tiene que interpretar como una aceptación de aumentos de precio).

“Uno de los derechos de mayor trascendencia incorporado en el Código es el que coloca en el comerciante el peso de la prueba cuando enfrenta reclamaciones de los consumidores en defensa de los derechos que este Código le consagra. Este mecanismo proveerá mayor protección a los consumidores y recaerá en los comerciantes demostrar que los derechos de los consumidores no han sido violentados. O sea, el comerciante es el que tiene que probar que la cosa comprada funciona adecuadamente, no es el consumidor el que tendrá que probar las razones por las cuales la cosa comprada no funciona”, añadió.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.