Presidente del Senado se une a líderes en Nueva York para exigir trato igual en fondos de Salud para Puerto Rico

Hon._Eduardo_A._Bhatia_Gautier___Conferencia_de_Prensa___NYC___12junio2015_Mf4NUEVA YORK  — El presidente del Senado, Eduardo Bhatia, junto a oficiales electos y el liderato de la comunidad puertorriqueña en Nueva York hicieron el viernes, un llamado de igualdad y un reclamo a la administración de Barack Obama para que revierta la determinación del CMS que “discrimina contra los puertorriqueños”.

“Queremos acabar con el discrimen hacia Puerto Rico y darle a los puertorriqueños de la isla el mismo trato cuando hay que reembolsar por razón los servicios médicos ofrecidos, igual que en el resto de los estados”, expresó Eduardo Bhatia quien recalcó que en este asunto se han unido todos los sectores y representantes de todos los partidos políticos.

“Aún cuando el presidente Obama fue a Puerto Rico y dijo que solucionaría el problema, 7 años después el resultado es un trato discriminatorio hacia los puertorriqueños. Esto es una decisión arbitraria y discriminatoria en contra por parte de la Casa Blanca”, sostuvo Bhatia.

Sobre esto último también se expresó Rubén Díaz, presidente del condado del Bronx, “Hacemos un llamado al gobierno de Estados Unidos a que den trato igual a los puertorriqueños que también son ciudadanos americanos”. “Nosotros lo apoyamos a él (a Obama) y ahora, la isla de Puerto Rico los necesita, los americanos que viven en la Puerto Rico, lo necesitan”, añadió Díaz.

Además del presidente senatorial, en la conferencia de prensa se encontraban los líderes puertorriqueños, Carmen Arroyo y José Marcos Serrano, asambleísta del estado de Nueva York. Además estaba Gustavo Rivera, senador estatal y Dennis Rivera, líder de la coalición por la salud de Puerto Rico y Lorraine Cortés, ex secretaria de Estado de Nueva York y presidenta de la Parada puertorriqueña.

Este fin de semana, más de un millón de puertorriqueños celebrará la parada puertorriqueña en Nueva York y el liderato puertorriqueño en esta ciudad y en la Isla decidieron utilizar el evento para levantar conciencia sobre la crisis de salud que provocará la disminución de fondos de Medicare Advantage.

Esta semana una coalición bipartita de legisladores de Senado y Cámara levantaron su voz de forma unánime para solicitar al gobierno de Estados Unidos que ofrezcan tanto igual en la otorgación de fondos de Medicare y Medicaid a los ciudadanos americanos que residen en la Isla.

En abril de este año el Centro de Servicios de Medicare y Medicaid (CMS) anunció sus nuevas tarifas para el 2016. El desglose evidencia que aunque la mayoría de los estados verán un aumento de hasta 3 por ciento en los fondos para los programas Medicare Advantage, en el caso de Puerto Rico se observará una reducción de 11 por ciento. La acción provocará que los planes que ofrecen servicios mediante estas cubiertas reduzcan los servicios no obligatorios a los beneficiarios, aumenten los copagos y deducibles o cancelen contratos con algunos de sus proveedores afectando así a sobre 500,000 personas acogidas a este programa.

El Departamento de Salud de Puerto Rico solicitó a la secretaria de Salud de Estados Unidos que revisará la determinación de CMS, pero el lunes en la tarde se informó que se mantenían en los recortes propuestos.

De concretarse la reducción de fondos, cerca de 250,000 beneficiarios de los programas Platino podrían tener que moverse al Plan de Salud del Gobierno (PSG) debido a que las aseguradoras no ofrecerían el programa ante la reducción en tarifas. Esta migración pondría un peso mayor a la frágil situación fiscal del PSG, lo que podría afectar los servicios de todos sus beneficiarios.

En resumen, con esta acción, se podrían afectar los cerca de 2.6 millones de puertorriqueños y puertorriqueñas cubiertos por el Plan de Salud del Gobierno, además de los que reciben servicios a través de Medicare y Medicare Advantage.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.