Denuncia Pierluisi incapacidad de manejar la crisis energética

pedro-pierluisi-470+265-300x169111SAN JUAN – El presidente del Partido Nuevo Progresista (PNP), Pedro Pierluisi, aseguró el sábado que la administración del gobernador García Padilla mantiene “un desastre administrativo y fiscal” en la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE) , agravando la crisis energética que enfrenta Puerto Rico.

“Hace más de un año y medio, específicamente el 24 de noviembre de 2013, presenté detalladamente las soluciones que se tenían que tomar para atender la crisis energética y de la AEE. Lo dije entonces, lo he dicho en innumerables ocasiones y lo reitero ahora: la mejor manera de mejorar la situación económica de los puertorriqueños y de arrancar la economía y crear empleos, es bajando el costo de la luz. También di las soluciones para que Puerto Rico retomara urgentemente la transformación del sector de la energía en la isla. Pero el Gobernador y la administración de gobierno en el poder prefirieron ignorar nuestras propuestas, optando por aferrarse a su incapacidad, terquedad y falta de madurez”, dijo Pierluisi en un comunicado de prensa.

“Hoy, por culpa de la dejadez e insensatez de este gobierno, tenemos a la AEE en quiebra, bajo el control de una contratista que a la fecha, le ha costado al pueblo más de $18 millones para decir prácticamente lo mismo que hemos venido diciendo y proponiendo durante meses y meses, incluyendo la muy tardía remoción de Juan Alicea y el cuerpo directivo de la Autoridad”, añadió.

Sostuvo que en noviembre de 2013, el presidente del PNP presentó un documento detallado en el cual expuso medidas que se debían “implementar con urgencia” para bajar el costo de la energía eléctrica. Entre ellas, destacó la culminación del proyecto de construcción del nuevo terminal de gas natural y conversión del complejo generatriz en Aguirre, comenzado bajo la administración del PNP, lo que hubiese provocado ahorros inmediatos de hasta 300 millones de dólares anuales. También propuso continuar la modernización y conversión a gas natural de las plantas generatrices que la pasada administración también dejó encaminada, que a su entender es factible con el mecanismo de las Alianzas Público Privadas que el PNP desarrolló para este mismo tipo de proyecto.

“De esta forma, la AEE concentraría sus esfuerzos en la distribución de la energía y la generación será más eficiente con dichas alianzas”, indicó entonces.

“Advertimos que era imperativo que se siguiera con el desarrollo de proyectos de energía renovable que comenzamos el cuatrienio pasado, que era importante continuar facilitando la inversión de capital privado aliado con el sector gubernamental para el desarrollo económico de Puerto Rico. ¿Pero qué hizo esta administración? Todo lo contrario, detuvieron los proyectos de energía renovable que ya estaban encaminados”, sostuvo el presidente del PNP.

“Y el resultado es que ahora los empleos y el retiro de miles de empleados de la Autoridad de Energía Eléctrica están en riesgo, así como los empleos privados y públicos en todos los sectores de nuestra economía. Han condenado a Puerto Rico a una recesión económica permanente, a altas tarifas de electricidad y a la inevitable quiebra de múltiples comercios e industrias”, añadió Pierluisi.

“Puerto Rico enfrenta ahora mismo una sequía que está afectando severamente a 1,556,196 personas en 58 municipios debido a la reducción en las reservas en lagos y embalses. A mediados de la década del noventa, la administración del PNP construyó una planta de “reverse osmosis” en la Planta de Palo Seco para desalinizar el agua del Océano Atlántico para poder utilizarla en la producción de energía en la Central de Palo Seco inicialmente y luego en la Central San Juan, que consumían unos 60 millones de galones al mes.

“Cuando el Partido Popular llegó al poder en el 2001 desmantelaron la planta, por razones puramente políticas y falta de visión. Para que tengan una idea de lo que esto representó basta con multiplicar los 60 millones de galones de agua que se consumían mensualmente por todos los meses que han pasado desde el 2001 hasta hoy”, dijo Pierluisi.

“El contraste es más que evidente. Nosotros damos soluciones; ellos las ignoran. Nosotros planificamos; ellos improvisan. Nosotros construimos; ellos destruyen. No nos mantendremos callados en lo que volvemos, porque volvemos en el 2017 a poner a Puerto Rico primero”, concluyó.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.