Soldados boricuas regresan a casa luego de importante misión

fotoSAN JUAN – Un destacamento de 10 soldados pertenecientes a la compañía 941 de Apoyo Logístico del U.S. Army Reserve-Puerto Rico, llegaron a la isla el sábado luego de estar desplazados en el Medio Oriente por 11 meses.

“Me siento bendecido. Gracias a mi familia por su apoyo y a los líderes de la Reserva por permitirme estar a cargo de este grupo. Estoy orgulloso del trabajo que hicimos”, dijo en un comunicado el Sargento Enrique Llantín, sargento a cargo del destacamento.

“Imagínate, estoy súper contento. Estuvimos desplazados por once meses y no tuvimos ningún problema lo que nos permitió llevar a cabo nuestra misión exitosamente”, dijo por su parte el Sargento Ismael Carrasquillo.

Varios familiares de los soldados se dieron cita en el aeropuerto para recibir a los militares.

“No fue fácil pero gracias a Dios lo logramos, especialmente porque siempre pudimos tener buena comunicación”, dijo Tania Rodríguez, esposa del Sargento Llantín.

“Estamos bien contentos y contando los minutos para poder verlo”, dijo por su parte, Aidemarie Bermudez, esposa de Carrasquillo, quien esperaba para ver a su esposo acompañada de sus tres hijos.

Durante la movilización, los soldados pertenecientes al comando más grande del Ejército en el Caribe, proveyeron apoyo logístico a las operaciones de una batería de misiles estratégicos de Estados Unidos en el Oriente Medio.

El feliz retorno de estos soldados es una señal de cómo el U.S. Army Reserve-Puerto Rico se ha convertido en parte integral de los planes de defensa de los Estados Unidos de América.

El comando de la Reserva del Ejército de Estados Unidos en Puerto Rico tiene actualmente aproximadamente 400 soldados desplazados a Afganistán y otros países alrededor del mundo.

Entre las unidades desplazadas se encuentra un destacamento de la unidad 512 de Transportación con base en Islas Vírgenes, el Batallón 35 de Comunicaciones, con base en Juana Díaz, y la unidad 271 de Operaciones Postales con base en el Fuerte Buchanan.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.