Senador presenta proyecto para arreglar “al garete” de subsidios AEE

fotoEL CAPITOLIO  – El presidente de la Comisión de Asuntos Energéticos y Recursos de Agua del Senado, Ramón Luis Nieves, ofreció el domingo detalles de la versión final del Proyecto del Senado 1256, que cambia la forma en que hasta el momento se han otorgado los subsidios energéticos y obliga al gobierno a un proceso para pagar sus deudas de agua y de luz.

“Durante décadas, la Asamblea Legislativa aprobó subsidios para beneficiar sectores tales como el industrial, el turístico, residentes de residenciales públicos e iglesias y entidades sin fines de lucro. No obstante, estos subsidios son otorgados y administrados, como decimos en Cupey, ‘al garete’, sin establecer parámetros claros en cuanto a su duración, resultados y fiscalización y sobre todo, sin considerar sus efectos a largo plazo tanto en las finanzas de la AEE como en los abonados no subsidiados”, dijo el senador por San Juan, en comunicado de prensa.

Nieves mencionó que según la AEE, para el año 2013, los subsidios legislados tuvieron un costo de casi 82 millones de dólares. A esta cantidad se le añade el impacto de los subsidios industriales, que excede los 30 millones de dólares anuales, y la deuda de 25 millones de dólares con la AEE que mantienen los residenciales públicos,

“La medida enmienda e impone controles de fiscalización a los subsidios energéticos vigentes, y propone que, en adelante, todo subsidio para energía eléctrica y servicios de agua que pretenda legislarse tenga una fuente de repago que no sea la propia AEE o sus abonados”, explicó.

De convertirse en ley, se eliminaría lo que a juicio del senador Nieves es el “Subsidio Escondido”: la falta de pago de agencias y corporaciones públicas del ELA, que ronda los 270 millones de dólares. El proyecto obliga a las agencias y corporaciones públicas a crear planes de pago con la AEE, y a incluir en presupuestos futuros los abonos del plan de pago.

Entre otras cosas, la pieza legislativa enmienda la “Ley de Incentivos Económicos para el Desarrollo de Puerto Rico” para revisar los créditos e incentivos otorgados a los denominados “negocios exentos”. Enmienda también la “Ley de la Autoridad de Energía Eléctrica de Puerto Rico” para revisar el proceso para solicitar los créditos por el uso de equipo para preservar la vida y para el tratamiento de pacientes de epidermólisis y de displasia ectodermal anhidrótica.

Como parte del proyecto del Proyecto del Senado 1256 se derogan las leyes 101 de 9 de julio de 1985 (subsidios a los hoteles); 111 de 10 de julio de 1986 (subsidio para ciertas industrias); 61 de 1992 (tarifa especial para las iglesias y entidades sin fines de lucro.) y la ley 69 de 2009 que trata de la tarifa de utilidades en los residenciales públicos.

En este caso, se le ordena a la AEE y a la Autoridad Acueductos Alcantarillados a crear tarifas fijas que estén atadas a un consumo racional y conservador de los recursos, no obstante, el exceso de las tarifas se pagaran de ahora en adelante a tarifa regular y no 5 centavos como en la actualidad.

Además, se le da poder a los consejos de residentes para que brinden apoyo a los clientes que han caído en atraso o que han incurrido en cualquier otro patrón de irregularidad que pudiese incidir en sus contratos de arrendamiento. Por último, se flexibilizan los planes de pago para los abonados en residenciales públicos, y se aclara que la Administración de Vivienda Pública no puede instar desahucios judiciales antes de hacer un proceso administrativo.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.