Senado reconoce labor de madres de niños con necesidades especiales en el Centenario del Día de las Madres

IMG_9839EL CAPITOLIO  – El Senado del Estado Libre Asociado de Puerto Rico, reconoció el lunes, a cinco mujeres puertorriqueñas en representación de las miles de madres puertorriqueñas que luchan día a día para echar hacia adelante a sus hijos con necesidades especiales.

En la actividad se conmemoró además el centenario del Día de las Madres en Puerto Rico.

“Nuestro país espera muchas cosas de ustedes las madres, ese sacrificio, los valores, la sabiduría, los detalles que son importantes para tener un mejor país” expresó la portavoz alterna de la mayoría del Partido Popular Democrático (PPD) en el Senado, Rossana López, al reconocer las huellas de estas madres en sus hijos.

Entre las madres reconocidas destaca Brenda Colón, mamá de Kevin de 15 años, quien tiene un diagnóstico de un linfoma no Hodgkin, un tipo de cáncer que comienza en las células llamadas linfocitos que son parte del sistema inmunológico del cuerpo. Debido a esta condición Kevin confronta mucha dificultad para caminar y sus complicaciones de salud son constantes. “Hace ocho días que Kevin salió del hospital, esto es el día a día, honestamente es bien difícil”, expresó Colón.

A Kevin, le gusta dibujar. “Me gusta de todo, bodegón en acrílico, puntillismo y bodegón en grafito. Me va bien en la escuela. Después de las clases cojo el taller de artes visuales y los hago ahí”, refiriéndose a los dibujos y pinturas que suele realizar.

Mientras, Xiomara Mangual, mamá de Fabián, un pequeño de 5 años con autismo habló sobre los retos que enfrenta cada día para darle calidad de vida a su hijo. “Para ellos las transiciones son difíciles. Él es un nene feliz, a Fabián le encanta jugar, puede estar todo el día en la playa, pero si lo sacas y todavía tiene energías, pues en eso se nos hace complicado. Cada día es un reto nuevo, yo admiro a las mujeres que están solas en este proceso, porque si es difícil con ayuda es más difícil sola” explicó la joven madre.

Javier Rodríguez, esposo de Xiomara la describió como una “gran guerrera”. “Es una guerrera en todo el sentido de la palabra, la actitud de estar siempre para él, con paciencia, con valentía, con entrega y eso lo puedo definir de una sola manera, como una guerra de luz para nuestro hijo”, declaró Rodríguez. .

Otra de las madres reconocidas fue María E. Nieves, quien cuida de su hijo Kelvin. La madre contó cómo su hijo, hoy un adolescente de 12 años, nació completamente sano. Fue a los 10 años que sufrió una aneurisma luego de quejarse de un fuerte dolor de cabeza. “Kelvin no habla, se dice que no ve pero tiene reflejos y escucha. Uno como madre saca fuerzas de donde no las tiene, se me hace difícil. Soy madre soltera y tengo otra niña de 10 años. El depende totalmente de mi, yo solita lo tengo que cargar, es sacrificado, pero hay que bregar y sacarlo hacia adelante”, narró explicando su experiencia.

Keyla Lebrón, es la madre de Jorge Jordani de 16 años, quien es autista. “Cuando estaba pequeño me enfrentaba a muchas situaciones porque las personas no están acostumbradas a trabajar con niños como Jorge. Ahora, él mismo se da cuenta y le dice a las personas, yo soy un adolescente con autismo, es bien educado y ahora se gradúa de noveno grado. Jordani, como todos lo conocen, estudia en una escuela especializada en artes en Bayamón y le encanta tocar la batería. Keyla reconoció que su esposo, “ha sido un pilar bien fuerte, lo ha ayudado a hablar”. “Mi mamá ha sido una bendición, es la persona que se lo lleva para su casa, para levantarse a llevarlo a la escuela para que mi trabajo no se afecte. Soy operadora de cuadro telefónico, no tengo hora de salida, y mi trabajo es importante porque tengo un buen plan médico que necesito para mi hijo”, dijo Lebrón. Jordani fue el lector de la reflexión del momento.

Idalisse Cruz, es madre de Abdiel, de 13 años, que nació con retraso en crecimiento debido a los cromosomas, un solo riñón y que sufre epilepsias que hasta el momento están controladas. Idalisse explicó que Abdiel camina, come solo, pero no habla. Destacó que ese su gran reto, lograr que pueda comunicarse efectivamente “para que cuando yo no pueda estar, él pueda defenderse”.

Cada una de estas mujeres especiales fueron escogidas por personal del Hospital Pediátrico, el Hospital de Niños San Jorge, el Hospital del Niño y SER de Puerto Rico por el esfuerzo encomiable que llevan cabo a diario junto a sus hijos.

Mientras la senadora del Partido Nuevo Progresista (PNP) Margarita Nolasco destacó que todas las madres tienen hijos especiales de una u otra manera y es ese amor que todo lo puede lo que les permite llevar esa tarea.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.