Miles de personas visitan el avión Cazahuracanes en el aeropuerto de Isla Grande

FOTO_AVION_CAZA-HURACANES[1]SAN JUAN  – Miles de personas tuvieron la oportunidad de visitar el sábado el avión Cazahuracanes en una actividad que se realizó en las facilidades del aeropuerto Fernando Luis Ribas Dominicci en Isla Grande.

“Esto es el preámbulo del inicio de la temporada de huracanes. Es importante que todos tengan listos su plan familiar y que inicien desde temprano el proceso de recoger los escombros en los alrededores de sus hogares, para evitar una desgracia en caso de que tengamos la amenaza de un huracán”, señaló el director ejecutivo de la Agencia Estatal para el Manejo de Emergencias y Administración de Desastres, Miguel Ríos Torres en un comunicado de prensa.

Ríos Torres indicó que la visita del avión tuvo el propósito de educar y orientar al pueblo sobre las tormentas y huracanes, especialmente sus trayectorias y el desarrollo de los mismos para que de esta forma se puedan tomar las debidas precauciones y puedan proteger sus vidas y propiedades.

Varias agencias gubernamentales estuvieron presentes en la actividad, como el Departamento de Transportación y Obras Publicas, la Comisión de Servicio Público, el 9-1-1, los Bomberos, el Departamento de la Familia. Además participaron la Cruz Roja, el Ejército de Salvación y la Patrulla Civil. Todos ofrecieron información sobre sus servicios a las personas que acudieron a la actividad.

El avión Caza Huracanes tiene como función recolectar datos de precisión atmosférica, temperatura, velocidad del viento y humedad, lo que permite proyectar la dirección y la intensidad de cualquier fenómeno tropical y así tener los pronósticos más certeros de estos eventos naturales.

La tripulación del avión WC-130J vuela directamente al centro de los ciclones tropicales para recopilar datos meteorológicos sobre el comportamiento de los huracanes, información que es crucial para el pronóstico de la intensidad de los ciclones tropicales y su penetración en tierra. Estos datos son enviados, en tiempo real, vía satélite, directamente desde el avión al Centro Nacional de Huracanes para el uso de los especialistas.

La tripulación está compuesta por 17 personas que incluye personal del Centro Nacional de Huracanes en Miami, meteorólogos y científicos.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.