Exhortan a crear políticas públicas que prevengan nuevos casos de agresión sexual en campus universitarios de la Isla

Diario:PuertoRicoHoySAN JUAN – El Departamento de Salud, en conjunto con la Universidad de Puerto Rico (UPR) Recinto de Rio Piedras, convocaron el lunes a presidentes, rectores y estudiantes de universidades, con el propósito de fomentar la creación de políticas públicas que prevengan nuevos casos de agresión sexual en los campus universitarios, informó Ana Ríus Armendáriz.

“La violencia sexual es considerada un problema de salud pública que afecta a todas las comunidades. Es por eso que a través del Centro de Ayuda a Víctimas de Violación (CAVV), hemos unido esfuerzos con la UPR para apoyar a instituciones universitarias en la creación de políticas públicas que refuercen la seguridad de las personas en los campus universitarios de la Isla”, dijo la doctora Ríus Armendáriz en comunicado de prensa.

Según Ríus Armendáriz, Una de cada cinco mujeres y uno de cada 16 hombres, son atacados sexualmente en campus universitarios de los Estados Unidos, según estadísticas publicadas por el Centro Nacional de Recursos en Violencia Sexual.

Por su parte, la Directora del Centro del CAVV, Rebecca Ward Cid, recalcó que la acción por parte de las universidades debe trascender de un solo evento de concienciación.

“Las instituciones deben llevar un mensaje constante que logre cambiar conductas y creencias acerca del tema de la violencia sexual. “Bajo el lema: Universidades Seguras, futuros brillantes, únete a la prevención de violencia sexual, queremos recordar que la prevención va más allá de reducir riesgos, debe involucrar a la comunidad universitaria en la creación de soluciones a largo plazo. Entre sus componentes deben estar los servicios médicos, servicios de salud sexual reproductiva, jefes de departamentos, oficinas de investigación clínica, los decanatos de estudiantes, residencias, seguridad del recinto, centro de estudiantes, rehabilitación vocacional, recursos humanos, comunicaciones, facultad, centro de estudios de género, entre otros”, explicó.

Además, la psicóloga Ward Cid, reconoció que algunas universidades en Puerto Rico ya están trabajando programas de prevención no solo para las víctimas, sino que también incluyen a las personas que son espectadores de una agresión sexual. “En estos programas de prevención dirigidos a los(as) espectadores enfatizamos en que debemos solidarizarnos con las personas que están siendo o fueron agredidas sexualmente y NO tolerar bajo ninguna circunstancia la violencia sexual”, comentó.

A su vez, la doctora Ward Cid, recomendó a las universidades la involucración de los estudiantes y de las comunidades sub atendidas en el desarrollo de protocolos institucionales encaminados a la prevención e intervención con violencia sexual en el campus.

Por otro lado, el presidente de la UPR, doctor Uroyoán Walker Ramos, enfatizó la importancia de que la comunidad universitaria disponga de un ambiente seguro.

“De ahí la relevancia de que todos los recintos establezcan protocolos y desarrollen actividades para lograr ambientes seguros de estudio, trabajo y convivencia. Esa es una prioridad para prevenir la violencia de género y las agresiones sexuales. Una comunidad universitaria informada tiene los recursos para protegerse y es menos propensa a sufrir agresiones”, aseguró al enfatizar que la política en el principal centro docente del País es “cero tolerancia a esas conductas”.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.