Carmen Yulín no cree en advertencia de cierre del gobierno y Aníbal José Torres culpa al BGF por crisis

022413-carmen-yulin.jpgh160w280zc1SAN JUAN – La alcaldesa de San Juan, Carmen Yulín Cruz dijo el jueves que no cree en la advertencia de los miembros de la Junta de Directores del Banco Gubernamental del Fomento (BGF) sobre la posibilidad de que se cierre el gobierno en los próximos meses, dada la falta de liquidez en esa entidad y si no se aprueba la Reforma Contributiva.

“No. (No les creo). Francamente me parece acomodaticio que digan eso justamente el día después que no tienen los votos entrando a Fortaleza y no los tienen saliendo de Fortaleza”, dijo Cruz en una entrevista radial (WKAQ) en la que además cuestionó por qué este planteamiento no se discutió en el caucus de los legisladores populares con el gobernador Alejandro García Padilla.

De acuerdo con la alcaldesa, en el pasado ya habían alertado que cerrarían las corporaciones de transportación en la isla si no se aprobaba el impuesto al petróleo, conocido como la crudita. Sin embargo, el temido cierre de operaciones nunca se produjo.

El martes trascendió que los miembros del equipo económico de García Padilla, que forman parte de la Junta de Directores del BGF, adelantaron la probabilidad de un “cierre del gobierno” en los próximos tres meses. La advertencia está contenida en una carta que le remitieron al gobernador y a los presidentes del Senado y la Cámara, Eduardo Bhatia y Jaime Perelló, respectivamente.

Esta semana también se supo que en la Legislatura no existen los votos para aprobar la Reforma Contributiva que contempla un impuesto al valor añadido (IVA), cuya tasa aun es incierta, aunque se examina una tasa intermedia de entre 10 y 14 por ciento. La propuesta original del ejecutivo era de 16 por ciento.

Mientras tanto, la presidenta del BGF, Melba Acosta confirmó que no se descarta la posibilidad de un cierre del gobierno, aunque aseguró gestionar todo lo necesario para evitarlo.

“Tengo que reconocer que en los pasados años se han tomado decisiones bien difíciles. Son decisiones importantes pero el problema que heredamos es tan grande que todavía hace falta más y por eso estamos donde estamos. Esto no es cuestión de bonistas, aquí está el pueblo de Puerto Rico que recibe los servicios del gobierno. Por eso queremos evitar que se de ese posible cierre… Esto es simplemente recordándoles que no hemos accedido al mercado, que la liquidez del Banco se está reduciendo y que necesitamos movernos un poco más rápido”, dijo la funcionaria.

Reiteró que a pesar que se aprobó la nueva ronda de enmiendas a la “crudita”, aun no han podido acudir al mercado de bonos, pues es necesario se aclaren otros aspectos de la situación del país para poder explicarlos a los inversionistas.

Por su parte, el portavoz de la mayoría en el Senado, Aníbal José Torres dejó claro que no actúa por presión y aseguró el ejecutivo también tiene culpa por la situación fiscal y la incertidumbre en los mercados.

“Creo que es un mecanismo de presión y creo que no gana un solo voto si parte de esa premisa de que es un mecanismo de presión… Aquí no se trata de repartir culpas. Si se trata de repartir culpas, creo que ellos (el ejecutivo) también su cuota de responsabilidad y su deber de fiducia”, dijo Torres en entrevista radial (NotiUno).

“Yo no actúo bajo esa presión”, afirmó.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.