Pierluisi presenta sus ideas y soluciones a problemas financieros de la Isla ante acreditadoras en NY

080213-pierluisi-155x155121CIUDAD DE NUEVA YORK, NY- El comisionado residente Pedro Pierluisi dijo el martes, que desde el lunes se ha reunido con los oficiales de las tres agencias que evalúan el crédito del Gobierno de Puerto Rico y de sus instrumentalidades — Moody’s, Standard and Poor’s y Fitch– , así como con los principales fondos de inversión que han apoyado a Puerto Rico.

Segn el comisionado, los temas que prevalecieron en estas reuniones fueron el acceso de Puerto Rico al Capítulo 9 de Ley de Quiebras federal, la reforma contributiva que la administración actual pretende hacer y la situación financiera del Banco Gubernamental de Fomento, la Autoridad de Carreteras y Transportación y la Autoridad de Energía Eléctrica, entre otras entidades del gobierno.

“Enfaticé que es indispensable que tengamos un marco legal probado y libre de controversia como el Capítulo 9 para poder reestructurar las obligaciones de las corporaciones públicas que son clave para nuestro desarrollo económico y bienestar, y confirmé que todos ven con buenos ojos el proyecto que he presentado en el Congreso y que pronto será objeto de una vista pública. Como les indiqué, la meta tiene que ser que el proyecto se convierta en ley a mediados de este año para que pueda ser utilizado para formalizar y hacer cumplir cualquier acuerdo razonable al que puedan llegar los directivos de nuestras corporaciones públicas con sus principales acreedores. Y dejé claro que debe ser inaceptable para todos el que estas entidades continúen implantando alzas tarifarias que afecten nuestra economía, aumentando el costo de vida y los costos de hacer negocios en Puerto Rico”, dijo Pierluisi en declaraciones escritas.
“En cuanto a la reforma contributiva en ciernes, le hice saber a todos los oficiales y ejecutivos del mundo financiero en Nueva York con quienes me reuní que es inconcebible y claramente errado que la presente administración en Puerto Rico pretenda cambiar radicalmente el sistema contributivo de la isla para sacarle más de 2 mil millones más a nuestra clase trabajadora y a nuestro sector empresarial. Como les expliqué, la solución a nuestros problemas fiscales y económicos no es seguir aumentando los gastos y recaudos del gobierno, sino más bien es limitar el gasto del gobierno al nivel actual de sus recaudos y promover el crecimiento de nuestra economía reduciendo la carga contributiva y los costos de nuestro sector productivo”, sostuvo.

“Más aún, expresé que el gobierno debe concentrar sus esfuerzos en mejorar la captación del sistema actual, en vez de embarcarse a montar el IVA, que es mucho más complejo y costoso que el IVU”, dijo.
“Finalmente, me comprometí con los directivos de las casas acreditadoras y los fondos de inversión que visité a continuar ofreciendo ideas y soluciones hasta que tenga la oportunidad de asumir las riendas de nuestro gobierno y encaminar a Puerto Rico a un futuro de prosperidad, seguridad y progreso”, concluyó.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.