Jóvenes y niños de escasos recursos reciben clínica deportiva de Grandes Ligas

pelota-de-beisbolMAYAGUEZ – Bajo el sol de la mañana del domingo, en el Estadio Isidoro García de Mayagüez, jóvenes y niños de los residenciales y barriadas de la Sultana del Oeste participaron de la actividad Pay It Foward Tour, en la que recibieron una clínica deportiva por experimentados profesionales en el béisbol, encabezado por el primer dirigente boricua en las Grandes Ligas, Edwin Rodríguez.

Corrido de 60 yardas, tiro a las bases, pitcheo, defensa y bateo, fueron algunas de las dinámicas realizadas en la actividad al estilo Show Case de Grandes Ligas.

Para el organizador del evento, Roberto Rodríguez la actividad es una idea de su equipo de trabajo en el cual provienen de familias de clase media y buscan llevarle a la juventud del país un poco del conocimiento adquirido en los deportes para su desarrollo personal y profesional. Además, la posibilidad de ser considerados a una beca deportiva.

“Vamos a darle la oportunidad a los que regularmente nadie ve, por eso quisimos que fueran muchachos de residenciales y barriadas para que disfruten y si tienen el talento puedan ser considerados a ser seleccionados para una beca en una de las instituciones educativas donde ofrecen programas deportivos”, expresó Rodríguez.

“Yo soy nacido y criado en Puerto Nuevo y muchos de mis compañeros de trabajo vienen de familia de clase media y media baja, donde pasamos necesidades y no tuvimos este tipo de facilidades y hemos confeccionado un grupo donde todos pensamos de la misma forma”, añadió el promotor.

Para Edwin Rodríguez la oportunidad de desarrollar la juventud y la niñez en el deporte es una de sus grandes satisfacciones. “En solo pensar que estos niños están viendo que hay personas que se preocupen por ellos me llena de satisfacción. Muchos de ellos están aquí por diversión, pero están viendo que hay gente fuera de su círculo familiar que se preocupan por ellos y les da esa sensación de empatía”, dijo el técnico de la selección nacional de béisbol.

Al finalizar los trabajos, los niños participaron de una cena navideña como parte del desarrollo en la confraternización social.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.