Brigadas municipales atentas al desbordamiento del Río Mameyes en Río Grande

Nota: Haga un click en la foto/logo para ver más

Nota: Haga un click en la foto/logo para ver más

RÍO GRANDE  – A consecuencia del paso de la tormenta tropical Bertha por el área Este, el Municipio de Río Grande, a través de las brigadas municipales de Obras Públicas, se mantienen pendientes y monitoreando el sábado, el área de la carretera 191, tras el río Mameyes salirse de su cauce.

Así lo informó el alcalde interino de Río Grande, Rafael Ramos Matos, al señalar que en el área de la carretera 191, en el sector Palmer, fueron destacadas varias brigadas municipales de Obras Públicas que se mantienen pendientes de la situación del Río Mameyes.

“Exhortamos a la comunidad a que tenga prudencia hasta tanto el sistema merme su intensidad. No pongan su vida en riesgo y no intenten pasar por ríos fuera de su cauce. Hacemos un llamado a los ciudadanos que se mantengan en sus residencias, vigilantes sobre la trayectoria e información relacionada al sistema”, acotó el alcalde interino en un comunicado de prensa.

Ramos Matos indicó que, debido a la situación, la carretera 191 quedó intransitable por lo que policías municipales fueron ubicados en el área para orientar a la ciudadanía sobre el cierre de la carretera y velar por la seguridad de los ciudadanos. Dicha carretera había sido previamente afectada debido al paso de las fuertes lluvias ocurridas en mayo. Precisó que la situación actual de la vía ya fue informada al director regional del Departamento de Transportación y Obras Públicas (DTOP), Gabriel Rivera, y que el Municipio mantiene comunicación con la agencia.

De igual forma en la carretera 191 Km. 3.8, sector Barcelona interior, se reportó un árbol caído sobre el tendido eléctrico. Al momento, la querella es atendida por personal de la Oficina Municipal para el Manejo de Emergencias y Administración de Desastres (OMMEAD), mientras la situación fue reportada a la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE) quienes se dirigen al área.

Ramos Matos les exhortó a que eviten disponer de escombros y material vegetativo fuera de sus residencias. “Le recordamos a los ciudadanos que no es momento de sacar escombros o material vegetativo que pueda ocasionar algún tipo de obstrucción en las alcantarillas o puedan representar un riesgo o amenaza para la ciudadanía”, dijo.

Destacó que, adicional a las brigadas ubicadas en el área de Palmer, otras brigadas municipales se encuentran monitoreando los diversos sectores de Río Grande, en específico las comunidades José P.H. Hernández, La Dolores, Río Grande Estates, y la Calle 1 y 2 del Pueblo, entre otras áreas vulnerables a inundaciones.

Los números disponibles para que los ciudadanos se comuniquen y reporten cualquier situación son: el 787-888-5590, 787-887-5710, 787-887-2370 extensiones: 2215, 2216, 2151, o el 787-809-0605.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.