Presentan plan de seguridad y limpieza del DRNA para Semana Santa

DRNA (Logo)SAN JUAN – Con un llamado a hacer el mejor uso de los recursos naturales y dejarlos limpios, así como a proteger las especies marinas, la secretaria del Departamento de Recursos Naturales y Ambientales (DRNA), Carmen Guerrero Pérez, anunció el martes un plan de trabajo a implementarse durante estos días de Semana Santa en las áreas que administra la agencia.

“Nuestro personal estará para ofrecer orientación a la ciudadanía sobre los usos adecuados de nuestros recursos naturales, y para prestar vigilancia de que no se violenten leyes ni reglamentos a fin de proteger vida y propiedad”, sostuvo la secretaria en un comunicado de prensa.

La secretaria indicó que el personal laborará toda la semana en las áreas naturales protegidas como bosques estatales, reservas naturales de vida silvestre y reservas marinas, así como áreas de pesca recreativas en lagos y embalses. Funcionarios, tanto a nivel regional como del Cuerpo de Vigilantes, estarán en los lugares más frecuentados como la Reserva Natural La Cordillera, Culebra, Culebrita y Vieques, las costas de Fajardo y Luquillo, los bosques estatales de Piñones, Guánica, Boquerón la Reserva Natural La Parguera y la Playa de Combate.

Mencionó que en total 363 acampadores reservaron espacio para las instalaciones del DRNA en los bosques de Guajataca, Susúa, Carite, Cambalache, Toro Negro, Río Abajo, Guilarte, de igua forma, en el lago Cerrillos y en la Isla de Mona.

La titular exhortó a la ciudadanía a llevarse la basura cuando visiten las playas y áreas protegidas para mantenerlas limpias.

“Instamos a que se unan a nuestra campaña de playas Basura Cero, para que se lleven la basura y en la que reusamos y reciclamos los desperdicios sólidos, como parte de nuestra responsabilidad ciudadana de mantener los espacios limpios y bellos”, manifestó Guerrero Pérez.

De igual forma recordó que los espacios naturales no solo son compartidos con los seres humanos sino también con los animales marinos como las tortugas, manatíes y ballenas por lo que recabó prudencia con el uso de las motoras acuáticas y embarcaciones. Enfatizó que de ver uno de estas especies, lo adecuado es retirarse, evitar perseguir, tocar, atrapar o alimentarlos.

Tan reciente como el domingo murió un manatí de ocho pies al enredarse con un trasmallo de un pescador en La Parguera. La necropsia realizada ayer por personal del DRNA reveló que murió ahogada.

Asimismo, la secretaria manifestó que están desautorizadas las actividades en lugares que comprometen los recursos así como hizo un llamado a los organizadores de actividades a radicar los permisos con 60 días de anticipación para determinar si el evento es o no compatible con las leyes y reglamentos que administra la agencia.

“El Departamento va a tomar acciones punitivas e impediremos la realización de cualquier actividad a desarrollarse en áreas costeras que no tenga permisos de la agencia y que tenga el potencial de afectar los ecosistemas naturales”, expresó la titular del DRNA.

Finalmente, recomendó acudir a las playas designadas como aptas para bañistas y evitar entrar al agua en las que estén designadas como peligrosas o cuando se haya anunciado malas condiciones como oleaje alto y fuertes corrientes marinas. Los dueños de embarcaciones deben estar pendientes a las condiciones del tiempo, tener salvavidas para todos sus tripulantes y seguir las reglas de navegación.

La funcionaria exhortó a la ciudadanía a reportar a la oficina del Cuerpo de Vigilantes cualquier situación que vaya en detrimento de los recursos naturales a través del número 787-724-5700.

Beneficios para pescadores

La Secretaria del DRNA recordó que desde el verano pasado la agencia ha tomado varias acciones afirmativas en beneficio de los pescadores que se ganan la vida de este oficio. Dijo que se aumentó la representatividad de pescadores comerciales en la Junta Asesora de Pesca para que puedan participar de la política pública, hay en proceso una revisión del reglamento actual de pesca para que responda con mayor énfasis a las necesidades de esa comunidad.

Igualmente, se estableció el Programa de educación a pescadores comerciales mediante el cual se visitan a las personas para aclarar sus dudas y se destacó una funcionaria en el Consejo de Pesca.

Guerrero Pérez dijo que se cambió el proceso de expedición de multas por problemas en las licencias por un boleto de cortesía a fin de orientarlos y poderlos ayudar a completar el proceso.

Actualmente, el DRNA el promedio de casos resueltos de solicitud de licencias es 107 en comparación con los datos de diciembre de 2012, que era de 77.

Por otro lado, se han establecido órdenes administrativas para proteger de las vedas o cierres tempranos a los pescadores tradicionales de las especies de cartucho y muniama (de mucha profundidad) y otra para que los pescadores puedan separar bajo el agua el molusco del caracol, lo que libera el peso en los botes porque no tienen que hacerlo en la superficie.

“Lo más importante es que esas medidas se han ido trabajando con los pescadores en la mesa de decisiones”, expresó Guerrero Pérez.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.