Paralizada escuela de Comerío

no-al-cierre1-300x261COMERÍO – Los padres de la escuela Pablo R. Ortiz de Comerío comenzaron temprano en la mañana del martes un paro escolar reclamando la atención de las autoridades escolares para que su escuela no sea eliminada.

Según los portavoces de los padres, a partir de una reciente asamblea de la comunidad, se decidió desarrollar una serie de actividades dirigidas a mantener esta escuela abierta para el próximo año y para el futuro. El lunes realizaron una exitosa vigilia y marcha por las calles de la comunidad en la que se evidenció un apoyo total de los vecinos del sector a la lucha en defensa de su escuela.

Aseguraron la comunidad está dispuesta a dar la batalla en defensa de su escuela aunque eso afecte la administración de las llamadas Pruebas Puertorriqueñas (PPAA). Los padres y madres exigen garantías de que el plantel no será eliminado.

“La escuela ha servido muy bien a nuestra comunidad, existe un vínculo muy estrecho entre escuela y comunidad lo que nos ofrece una gran tranquilidad tanto a los padres como a estudiantes y maestros. La escuela atiende a una matrícula de alrededor de 140 alumnos del nivel elemental con los que hemos obtenido muchos logros. Todo esto se afectaría si cierran la escuela”, dijeron en un comunicado.

Además, indicaron la comunidad exige el compromiso de parte del Departamento de Educación de que la escuela se mantendrá funcionando por el bien de todos. “Estamos dispuestos a hacer lo que sea necesario para defender nuestra escuela”, afirmaron.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.