Lamentan fallecimiento del cantante ponceño “Cheo” Feliciano

Luto1-212x300PONCE – La alcaldesa de Ponce, María “Mayita” Meléndez Altieri, se unió el jueves, a la pena que embarga a la toda la Ciudad de Ponce y a la clase artística del país, ante la noticia del fallecimiento del cantante ponceño “Cheo” Feliciano, tras sufrir un trágico accidente en su auto en la madrugada del jueves 17 de abril de 2014.

“Me uno a la pena que embarga a la Ciudad de Ponce y a toda la clase artística del país, ante el inesperado fallecimiento del cantante ponceño “Cheo” Feliciano. Despertar este jueves santo, en esta Semana Mayor en que recordamos la Pasión y Muerte de nuestro Señor y enterarse deuna triste noticia como esta, nos invita a reflexionar sobre nuestra misión en la vida, que no sabemos cuándo termina”, expresó Meléndez Altieri en un comunicado de prensa.

“Extiendo a nombre de mis conciudadanos ponceños, mis hijas, mi nieta y en el mío, mis sinceras condolencias a sus familiares, compañeros y amigos, elevando una plegaria al Señor Todopoderoso por su eterno descanso y para que les colme de consuelo y paz espiritual durante este difícil proceso, de perder a un ser querido”, añadió la alcaldesa de Ponce.

El intérprete del éxito “Amada Mía”, nació en Ponce el 3 de julio de 1935 y tenía 78 años de edad al momento de su trágica muerte.

Por su parte, uno de sus compañeros de la casa disquera FANIA, el también cantante puertorriqueño, Ismael Miranda,

“No tan solo fue mi compañero de trabajo, sino que fue mentor de todos nosotros”, dijo Miranda en entrevista telefónica con NotiUno 630.

“Yo comencé a grabar con la FANIA a los 19 años, ahí conocí a Cheo, y nosotros hemos estado juntos durante casi toda mi trayectoria. Recientemente, la semana pasada estuvimos en Santo Domingo y mañana (viernes) salíamos para Acapulco (México) chico… para hacer un concierto allá. Esto ha sido una pérdida no tan solo para nosotros, sino para Puerto Rico y el mundo de la música”, recordó el intérprete.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.