CALIDAD DE LA SEGURIDAD EN PUERTO RICO

seguridad-LOGO2

Jairo A. López Salamanca

                         Video

La seguridad es una necesidad natural, permanente y vital, se cae de su peso enfatizar que el personal encargado de prestarla deben hacerlo en forma adecuada, oportuna y muestre en todo momento la calidad de sus servicios, de la manera como se preste, depende la tranquilidad familiar, la integridad personal, patrimonial y por último, el orden social y la paz general.

Si no hay seguridad no hay paz, si no hay paz hay desorden, si hay desorden hay delincuencia, si hay delincuencia hay inseguridad. La inseguridad es la preocupación número uno de la sociedad. Después de los ataques terroristas del pasado 11 de Septiembre del año 2001, ninguna persona viaja a ningún lugar sin antes averiguar la seguridad del lugar a visitar.

Siendo la seguridad personal, familiar, comercial y empresarial un aspecto de vida o muerte, aplicable en cualquier circunstancia, tiempo, modo y lugar, es adecuado, entonces, traer a colación la imperiosa necesidad de contar con servicios de calidad en cualquier organismo de seguridad.

En estos momentos no existen estos servicios de calidad en la seguridad pública, seguridad al turismo y seguridad en general en Puerto Rico.

Calidad es un campo bastante conocido en todos los organismos de seguridad, agencias de gobierno, empresas privadas y negocios en general, las que han destinado generosos recursos a la implantación de programas de mejoramiento, es ahora mismo y de extrema urgencia iniciar e implementar la Calidad de la Seguridad en Puerto Rico.

Solamente así podrá encontrar el logro de sus nuevas metas de excelencia en cada uno de sus servicios de vigilancia, protección, seguridad y cuidado a la sociedad, la industria, el comercio y especialmente el empezar a diseñar los mejores planes de seguridad para cada uno de los 78 municipios pertenecientes a Nuestro Puerto Rico.

Muchos son los países en el mundo que han financiado y dedicado grandes sumas de dinero en la seguridad, siempre pensando que esa inversión es la mejor, estos mismos países hoy día son las muestras de ejemplo, lo más importante es que gracias a esa inversión, estos países son los más visitados y seguros.

Los municipios, estados y países que ofrecen los mejores servicios de seguridad y muestran la excelente calidad en sus servicios, tienen la mejor demanda de contratación de sus servicios de parte del comercio, la industria privada, la banca, negocios, museos, plazas comerciales, lugares turísticos y muchos otros.

Puerto Rico, debe empezar a recuperar lo que le corresponde a la Seguridad Pública y a la Seguridad Turística.

La materia prima en la Calidad de La Seguridad en Puerto Rico es su personal, requiere de hombres y mujeres bien capacitados y entrenados en servicios de vigilancia, protección, seguridad pública, seguridad turística, seguridad privada y seguridad en general para cubrir una superficie territorial de 9.104 km² cuadrados, una población de 3.6 millones de habitantes y 4.5 millones de turistas, nacionales, extranjeros y transeúntes por año.

La Policía de Puerto Rico debe vigilar, cuidar y proteger cada una de sus municipios, regiones, escuelas, hoteles, centros comerciales, mercados, tiendas, todos y cada uno de los eventos, actividades y servicios turísticos que se encuentren o se realicen en Nuestro Puerto Rico.

Puerto Rico actualmente presenta grandes problemas en su seguridad la cual afecta la educación, la salud, la economía y el bienestar de sus ciudadanos.

Debemos empezar cuidadosamente a evaluar el personal activo de la Policía de Puerto Rico por sus cualidades, condiciones físicas, intelectuales, morales, personales, destrezas, habilidades, capacidades y actitudes para que cumplan las necesidades reales de cada puesto dentro de los organismos de seguridad, establecer funciones y responsabilidades y asignarlas a cada uno, diseñar un plan de seguridad estratégico para cada lugar y espacio de Puerto Rico, especialmente, que muestre y compruebe la excelencia y la Calidad de su Seguridad.

El propósito de todo organismo de seguridad es coronar con éxito todos sus programas, logrando infundir valores en cada elemento para que cumpla sus funciones y servicios a la seguridad, ofreciéndoles, dirección y comando, seriedad y previsión, honradez, ética profesional y control efectivo. Además, de su motivación constante para crear un sistema de seguridad eficiente.

La inseguridad viene creciendo, ante este fenómeno real y cotidiano, el establecimiento de un programa de seguridad es una necesidad objetiva e impostergable, los servicios de seguridad han venido creciendo, pero el paso de la delincuencia es más acelerado.

Para tener la capacidad de enfrentar la amenaza delincuencial con algún grado de éxito se necesita reestructurar su policía, modernizar su equipo y ello demandara entrenamiento, capacitación, conocimientos y destrezas necesarias para combatirla. Debemos aprovechar el empleo de la tecnología moderna disponible a fin de utilizarla y acomodarla a las necesidades de cada tipo de seguridad que se necesita para superar la de los delincuentes.

Para lograr la Calidad de la Seguridad en Puerto Rico se requiere profesionalizar a su personal, inculcándole y ofreciéndole conocimientos y habilidades necesarias para vigilar, proteger y cuidar a las personas, los bienes que poseen y que dejan al cuidado de los organismos de seguridad, igual que el aseguramiento del patrimonio turístico y estatal

Los servicios de seguridad en Puerto Rico se han ido desprestigiando por la inmensa cantidad de personal que labora en los diferentes servicios de vigilancia, protección, seguridad pública y privada que no cuentan con entrenamiento, sistemas de selección adecuados, capacitación, planeamiento de sus operaciones y funciones, sistemas de mando, técnicas, estrategias y tácticas de seguridad desconocidas en la ejecución y control de cada una de sus operaciones, las cuales ponen en gran riesgo la seguridad pública, la seguridad turística y la seguridad en general de sus ciudadanos, visitantes y turistas.

Puerto Rico necesita de urgencia su propia escuela, academia o instituto de calidad, donde se formen vigilantes, agentes, suboficiales, oficiales de seguridad y se entrene a su personal civil.

La profesionalización, fruto de la capacitación, debe reportar a la persona que desempeña esta necesaria actividad beneficios en el conocimiento de técnicas, métodos y procedimientos para cimentar el grado de confianza en si mismo y lograr su correcto desempeño, un mejor estatus social gracias a mejores niveles de salario, pero ante todo, el sentido de auto realización a través de una profesión milenaria pero aún desconocida.

Los ingresos por concepto del turismo y los negocios crecerían de inmediato con la creación de este centro de formación e instrucción, donde se forme el mejor personal de Seguridad para proteger las comunidades, los turistas visitantes nacionales y extranjeros que nos visitan. Es importante especialmente que la comunidad viva en paz y esté segura de la Calidad de la Seguridad de Puerto Rico y hacer que sus residentes, visitantes y turistas vivan, disfruten y conozcan un paraíso turístico y lo promuevan como un lugar seguro.

La profesionalización de la Seguridad, genera en el individuo varios y valiosos sentimientos, la honra de pertenecer a una profesión de clase donde la calidad se impone, el orgullo de desempeñarse en un campo exigente en conocimientos, técnicas y estudios de conocimiento general, el presentarse con dignidad como un servidor de la comunidad, el ejercer un cargo honesto y con alta demanda, el ser señalado como ejemplo de lealtad y especialmente el poseer el dominio de habilidades reservadas a unos pocos

La reestructuración de la Policía de Puerto Rico es impostergable.

Textos:  Jairo A. Lopez Ed.S. Coronel Silvio Vallejo

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.