UGT acusa al senador Aníbal José Torres de poner en juego el principio de inviolabilidad de los acuerdos contractuales establecido constitucionalmente

AnibalJoseTorres042413SAN JUAN ― Para el presidente de la Unión General de Trabajadores (UGT), Manuel Perfecto Torres, la pretensión de anular desde la Legislatura disposiciones de los convenios colectivos negociados en agencias y corporaciones públicas “pone en juego el principio de la inviolabilidad de los acuerdos contractuales como ley entre las partes”.

Perfecto Torres citó la Sección 7 de la Constitución del Estado Libre Asociado que dice en una de sus partes que “no se aprobarán leyes que menoscaben las obligaciones contractuales”. El líder obrero agregó que así como se honran a toda costa los contratos con los bonistas, el Gobierno también debe honrar los contratos colectivos laborales. “¿O es que acaso hay contratos a las que se les otorga un valor por encima de los otros?”, cuestionó seguidamente.

Según el dirigente sindical, un convenio colectivo es un contrato laboral entre un patrono y el representante sindical pactado libremente, por voluntad de las dos partes y ratificado por los trabajadores representados y únicamente puede invalidarse cuando constituye un perjuicio de las garantías constitucionales o contraviene algún estatuto de protección ciudadana existente o tiene el efecto de privar a alguna de las partes del disfrute de la propiedad individual o colectiva.

Acusó al senador y portavoz de la mayoría legislativa del PPD en el Senado, Aníbal José Torres, de pretender limitar desde ese cuerpo legislativo el derecho contractual conferido al sector laboral y al sindicalismo y llega hasta el extremo de anular contratos colectivos firmados entre las partes en corporaciones públicas del país.

La medida legislativa del senador Torres propone fijar un máximo de 1,000 dólares a los bonos de Navidad de los empleados de las corporaciones públicas para supuestamente equipararlos a los que reciben los empleados del Gobierno central. También propone investigar el pago de horas extras en las corporaciones públicas.

El líder de la UGT denunció que este proyecto de ley “se mantiene oculto y sin publicar en el Senado y hacerlo disponible, así, al examen público, lo cual no es entendible para él”.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.