La Coalición para la Justicia en el Medicare de Puerto Rico apoya firmemente el proyecto de ley auspiciado por el congresista Pierluisi

UnknownSAN JUAN – “Se estima que algunos de los beneficiarios de Medicare más pobres en Estados Unidos están perdiendo sobre 250 millones de dólares al año porque el Congreso excluyó a los ciudadanos de Puerto Rico del Subsidio de Bajo Ingreso de la Parte D de la Legislación de Modernización del Medicare de 2003”, esto, según líderes de la Coalición para la Justicia en el Medicare de Puerto Rico, quienes expresaron el martes, su fuerte apoyo al proyecto R. 3966, The Territories Medicare Prescription Drug Assistance Equity Act of 2014, según presentado por el Congresista Pierluisi y seis de sus colegas en la Cámara de Representantes el miércoles, 29 de enero de 2014.

La legislación actual excluye a los beneficiarios en Puerto Rico de la asistencia económica federal para los beneficios de la Parte D, quienes están en un 150 por ciento debajo del Nivel Federal de Pobreza. A pesar de que Puerto Rico tiene el promedio de ingresos netos más bajos que cualquier otra jurisdicción de Estados Unidos, como territorio del país, está injustamente excluido de este beneficio que está disponible para todos los ciudadanos americanos que no residen en territorios. En cambio, la ley actual provee un fondo especial asignado a la Administración de Seguros de Salud (ASES) para ayudar a cubrir por los costos de farmacia de los beneficiarios que tienen Medicare Platino, o en el plan de salud del gobierno, o Mi Salud, junto con Medicare Parte A.

“El fondo actual aprobado para Puerto Rico es sólo un 15 por ciento de la ayuda que recibirían los beneficiarios si Puerto Rico fuera tratado justamente bajo el programa de Subsidio de Bajo Ingreso de la Parte D. Este déficit afecta los bolsillos de los beneficiarios y reduce la calificación STAR, lo cual redunda en más reducciones de beneficios para el próximo año. Estamos bien agradecidos al Comisionado Residente por haber dado otro paso hacia adelante en representación de todos los beneficiarios de Puerto Rico,” dijo Jim O’Drobinak, Presidente de la Asociación de Productos de Medicare Advantage (MMAPA, por sus siglas en inglés) de Puerto Rico. Los Centros para los Servicios de Medicare y Medicaid (CMS, por sus siglas en inglés) estiman que aproximadamente 400,000 beneficiarios podría beneficiarse al arreglar esta desnivel y simplemente dar trato justo para los beneficiarios de Medicare en Puerto Rico.

“La cara humana de los problemas económicos en Puerto Rico está justo frente a nosotros, con retirados y envejecientes de bajos recursos siendo forzados a gastar más dinero del poco que tienen en sus bolsillos porque tienen menos beneficios de la Parte D que si se mudaran a la Florida, por ejemplo. Este es un caso real y claro de la desigualdad económica. Constantemente los pacientes se ven en la encrucijada de decidir entre pagar por los copagos de sus medicamentos o por la comida y sus necesidades básicas. Algunos deciden acortar días en sus tratamientos para ahorrar dinero, lo cual es perjudicial para su salud, y también reduce la clasificación de calidad para la parte D de los planes médicos en Puerto Rico. Esta es la verdad”, explicó el doctor Joaquín Vargas, presidente de la asociación de IPAs de Puerto Rico.

Sorpresivamente, líderes del segmento explicaron que la eliminación de la desigualdad debido a la extensión del Subsidio de Bajos Recursos de la Parte D a los territorios fue un compromiso explícito de la campaña del Presidente Obama y el plan de cuidado de salud para Puerto Rico en el 2008. Recientemente, el Informe de Presidente en marzo del 2011 y un informe reciente de la Secretaria del departamento de Salud y Servicios Humanos, Kathleen Sebelius, fechado en abril de 2013, reconoció de manera explícita la preocupación sobre limitar el acceso a medicamentos recetados debido a la exclusión. “Es frustrante saber que el Presidente prometió eliminar la desigualdad para los ciudadanos en Puerto Rico en el 2008, y no ha habido una propuesta real o esfuerzo de pedirle al Congreso que evalúe la necesidad de un cambio en la legislación. En cinco años, ha habido más información en informes, pero no ha habido acción real de parte de la Casa Blanca o por los líderes de los Comités correspondientes en el Congreso para arreglar esta desigualdad y de tratar justamente a los beneficiarios que viven en Puerto Rico. Dado el continuo apoyo del Presidente Obama a Puerto Rico, esperamos que este punto sea atendido por el Presidente y su Comité Especial en el 2014”, explicó el doctor Vargas.

El problema con la exclusión de beneficios de Medicare para los residentes de Puerto Rico es crítica dado los recortes constantes bajo la Ley de Cuidado Asequible para Medicare desde el 2012 y el continuo crecimiento de la población sobre 65 años. “Aparte de la falta de estos beneficios, el financiamiento para programas de Medicare en Puerto Rico también fue reducido por más de $700 millones al año en el 2014 comparado con el 2011. Nuestra comunidad necesita actuar para proteger nuestro sistema de salud, y es por eso que nuestra Coalición tiene el apoyo de planes médicos, farmacias, hospitales, grupos de médicos, al gobierno y otras organizaciones como la American Association of Retired People (AARP) de Puerto Rico. Estamos agradecidos de que el Comisionado Residente haya dado otros paso adelante a nombre de los beneficiarios de Puerto Rico”, añadió O’Drobinak, cuyos miembros de la asociación que preside sirven a casi 500,000 beneficiarios en la Isla.

Quienes apoyan a la Coalición para la Justicia:

· La Asociacion de Farmacias de la Comunidad de Puerto Rico

· Medicaid and Medicare Advantage Association of Puerto Rico (MMAPA)

· Asociacion de Hospitales de Puerto Rico

· AARP de Puerto Rico

· Asociacion de Salud Pública de Puerto Rico

· Asociacion de Salud Primaria de Puerto Rico (Community Health Centers)

· Asociacion de Administradores de Salud de Puerto Rico (Colegio)

· Asocioacion de Laboratorios Clínicos

· Pharmaceutical Industry Association of Puerto Rico (PIA)

· Escuela de Medicina de Ponce

· Otros- proveedores, profesionales y líderes en la industria de la salud .

La Coalición para la Justicia en el Medicare de Puerto Rico es un movimiento que se formalizó en octubre de 2013 al firmar el “Memorándum por la Justicia” por las mayores organizaciones de salud en Puerto Rico para apoyar cambios específicos propuestos al Congreso debido a los recortes de los programas de la Parte D y de Medicare Advantage. La Coalición se compromete a luchar por igualdad de derechos para los más de 730,000 beneficiarios de Medicare, y lucha para proteger a los ciudadanos americanos que residen en Puerto Rico de los efectos negativos debido al financiamiento injusto que compromete a nuestro sistema de salud.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.