Cuestionan silencio de administración AGP ante iniciativa federal Frontera del Caribe

8656658348_0f5a8e9605_bEL CAPITOLIO – Los representantes novoprogresistas, Johnny Méndez y Antonio “Tony” Soto Torres, catalogaron como sospechoso el silencio de la administración de Alejandro García Padilla con relación a la disposición contenida en el recién aprobado proyecto de presupuesto federal, Ley Omnibus, relacionada a la situación del narcotráfico en la isla.

“Ese silencio de la administración de García Padilla y el Partido Popular, unido al anuncio de que están retirando a la Guardia Nacional de su proyecto de vigilancia criollo conocido como Escudo Costero, y las constantes muestras de menosprecio a otras disposiciones aprobadas en el presupuesto federal, nos llevan a levantar bandera roja sobre lo que pudiera ser un boicot de este gobierno a una iniciativa de tanta importancia en la lucha contra el crimen, como es la Frontera del Caribe,” indicó Méndez.

Según los legisladores, la medida obliga a la Oficina de la Casa Blanca de Política Nacional y Control de Drogas (ONDCP, por sus siglas en inglés) a preparar y publicar una estrategia antinarcóticos para la Frontera del Caribe, para asegurar que Puerto Rico esté protegido ante la amenaza que representa la constante entrada de drogas ilegales por nuestras costas.

El representante del Distrito 36 y también portavoz alterno de la delegación del Partido Nuevo Progresista (PNP), explicó que “desde que el presidente Obama aprobó la Ley Omnibus o del presupuesto federal, el liderato del PPD ha estado tratando de evitar que se discutan con seriedad aquellas disposiciones que serían de beneficio para Puerto Rico, y han llegado al extremo de tergiversar el contenido de las mismas, tal y como lo han hecho con la asignación de 2.5 millones de dólares para bregar con el asunto del status, y con el lenguaje sobre los trabajos de limpieza en la isla municipio de Vieques. Y en este caso, que se trata de un asunto medular para reforzar la vigilancia de nuestras costas y evitar que Puerto Rico siga siendo el puente principal del tráfico de drogas ilegales hacia los Estados Unidos, con las implicaciones que eso tiene al quedarse gran parte de esa droga en la Isla, no ha sido la excepción… lamentablemente”.

Por su parte, Soto, sostuvo que “está claro que esta disposición en la Ley federal sobre la Frontera del Caribe, es el producto de las iniciativas del Comisionado Residente, Pedro Pierluisi, quien desde el cuatrienio pasado ha trabajado arduamente para que se refuerce la vigilancia en nuestras costas y se asignen más recursos para la lucha contra el narcotráfico en la Isla. Esa realidad, lamentablemente, lleva al Comité Anti-Pierluisi del Partido Popular compuesto por el Gobernador, Alejandro García Padilla; el Director de PRFAA, Juan Eugenio Hernández Mayoral; el senador, Jorge Suárez Cáceres; y el representante Ángel Matos, a querer boicotear e ignorar este gran paso, aunque eso implique tirar la toalla en la lucha contra el narcotráfico y el crimen en general en Puerto Rico”.

Por su parte, Méndez hizo un llamado a García Padilla para que “independientemente de que le desagrade toda disposición federal que sea producto de las gestiones directas de Pedro Pierluisi, asuma su responsabilidad, como Gobernador de todos los puertorriqueños, y acoja la iniciativa de la Frontera del Caribe, poniendo a su disposición todos recursos necesarios para que sea exitoso. Después de todo, el narcotráfico y la violencia que genera, afecta la calidad de vida de todos, independientemente de su afiliación política”.

Contáctenos
Arriba
Detalle de Usuario

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.