Alcalde de Cabo Rojo solicita reunión a secretaria del DRNA por zonas destrozadas por incendios

DRNA (Logo)CABO ROJO – El alcalde Roberto “Bobby” Ramírez Kurtz solicitó el miércoles, una reunión a la Secretaria del Departamento de Recursos Naturales y Ambientales, Carmen Guerrero Pérez, para delinear un plan urgente de restauración y rehabilitación de la zona devastada por el incendio que consumió 30 cuerdas del Bosque Estatal de Boquerón y del área del Faro los Morrillos de Cabo Rojo.

“Debemos establecer un plan urgente para rehabilitar y restaurar, en la medida de lo posible, los destrozos del incendio que mató especies de la flora y fauna que se encuentran amenazadas o en peligro de extinción en la extensión territorial de Cabo Rojo, según reveló un informe científico divulgado por la secretaria Carmen Guerrero Pérez”, exhortó Ramírez Kurtz en un comunicado de prensa.

El primer ejecutivo caborrojeño destacó que el plan de acción cobra mayor importancia aún ante los daños ocasionados por el fuego al valor recreacional, cultural y visual del Bosque Estatal y el Faro Los Morillos, así como al ecosistema del sector, donde los daños por cuerda del incendio fueron estimados por el informe en un total de 1,350,000 dólares.

“La administración municipal de Cabo Rojo pone a la disposición de la Secretaria del DRNA todos nuestros recursos humanos, tecnológicos, equipos y maquinaria para restaurar y rehabilitar la extensa área destrozada por el incendio, donde se recrean miles de familias caborrojeñas y visitantes de todo Puerto Rico y el extranjero atraídos por sus atractivos naturales”, expresó Ramírez Kurtz.

El alcalde afirmó que las labores de restauración tienen un significado especial para los caborrojeños porque se quemó gran parte del Cactus Sebucán, algunos de más de 100 años y cuya flor de color blanco es la ofical del municipio de Cabo Rojo. El sebucán puede alcanzar una altura de hasta 20 pies y muchas especies de aves se alimentan de su fruto comestible, cuya destrucción interrumpe su cadena alimentaria.
El alcalde agregó que está formalizando esta solicitud pública mediante carta dirigida a la Secretaria del DRNA, en la cual incluye también al Servicio Federal de Pesca y Vida Silvestre, cuya colaboración será necesaria para lograr la rehabilitación y restauración que propone.

Ramírez Kurtz reconoció y agradeció las labores de extinción del incendio realizadas por el Cuerpo de Bomberos de Puerto Rico, bomberos forestales del DRNA y del Cuerpo de Vigilantes de la agencia; personal de los municipios de Cabo Rojo y Hormigueros, el Servicio Federal de Pesca y Vida Silvestre, la Policía estatal y la Policía municipal.

De igual modo, el alcalde se unió al llamado a la ciudadanía que hizo la Secretaria del DRNA para que sean proactivos llamando al 9-1-1 para reportar incendios; evitar arrojar colillas de cigarrillos y quemar basura en los bosques y reservas, ya que pueden degenerar en fuegos forestales de grandes proporciones como los ocurridos la semana pasada en el Faro de Cabo Rojo y el Bosque Estatal de Boquerón.

Según el ejecutivo municipal, el informe científico del DRNA reveló que una variedad de especies características del área de costa y de bosque seco murieron y otras sufrieron daños por el incendio. En estas se incluyen al lagartijo del bosque seco, que está en peligro de extinción, y donde único habita es en el Bosque Estatal de Boquerón. También se afectaron el sapo concho, mariquitas y el juey morado, conocido como Monita.

Sobre la flora, el informe científico informa que se afectaron numerosas especies de cactus, algunos centenarios, y el lirio de bosque. Se incendiaron entre 1,000 a 1,500 cactus de Melón de Costas, especie que es característica de esa área y que en los últimos años se había reducido en cobertura.

Guerrero agregó que el bosque tenía sembrado 40 cactus de una especie en peligro de extinción, la Harrisia puertorricensis, y después del fuego, quedaron solamente nueve. Otras especies afectadas fueron los cactus Tuna y la Petate; y los árboles Tintillo.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.