Esperan gobernador cambie postura sobre pleito de educación especial

images99-300x123-155x1231SAN JUAN – Las madres de estudiantes de educación especial, confían que el gobernador Alejandro García Padilla cambie su postura de en relación al informe del comisionado especial Francisco Rebollo sobre el pleito de clase entablado por los servicios a esa población.

Rosa Lydia Vélez, portavoz del Comité Timón de Padres de Educación Especial, espera que García Padilla no pase a la historia como el gobernador que impidió que se finalizara ese pleito que entabló hace más de 30 años.

“Si a esta hora el no ha leído la determinación del juez Rebollo, está bien, bien tarde. Yo sé que cuando lo lea él se va a arrepentir de sus palabras”, dijo Vélez en entrevista radial (NotiUno).

El lunes el primer mandatario se mostró renuente a acoger un informe del comisionado especial a cargo del pleito de clase en la fase de daños, el exjuez del Tribunal Supremo, Francisco Rebollo López, en el que se estipula que el reclamo de indemnización de los demandantes se sostiene porque el propio Departamento de Educación ha aceptado su negligencia.

“Esto es un círculo vicioso que viene corriendo hace 33 años que cuando le toca decidir una cosa tan clara como ha sido el maltrato y como han desviado fondos para otras cosas y no para servirle a los niños como se debe, en 33 años era para haber corregido ese problema”, añadió.

Según Vélez, el informe de Rebollo, de cerca de 14 páginas, establece los maltratos e injusticias a los que han sido sometidos los estudiantes de educación especial en la isla. “Es lamentable que él (García Padilla) no se haya leído esa resolución porque esa resolución le llega al corazón a cualquiera porque él (Rebollo) aprueba tan y tan bien las faltas de respeto a la clase”, indicó.

Mientras tanto, Carmen Warren, una de las portavoces del Comité Timón hizo un llamado al mandatario para que asuma la responsabilidad que le corresponde.

“Que asuma la responsabilidad que le corresponde que represente lo que en verdad piensa y que inmediatamente reconozca que no se puede seguir en impunidad. Hay que indemnizar a las familias que fueron abusadas y maltratadas y se les privó de un servicio adecuado. Que sea valiente y lo afronte. Esta vez le tocó a él. Tiene que indemnizar”, expresó Warren en entrevista radial (Radio Isla) al lamentar que el mandatario no haya leído la determinación de Rebollo.

De acuerdo con Warren, la agencia bajo el exsecretario Jesús Rivera Sánchez había habado de cerca de 2 mil millones de dólares en indemnización a cerca de 200 mil personas. Sin embargo, esa cifra fue ajustada y al momento se desconoce la cantidad exacta.

Por su parte, el expresidente de la Cámara de Representantes, José Aponte Hernández, expresó su solidaridad con la causa de Rosa Lydia Vélez y los niños de educación especial.

“Es inconcebible y demuestra la insensibilidad de esta administración hacia la población de educación especial, que a esta altura se planteé por el propio gobernador y el secretario de Educación, Rafael Román, el no cumplimiento con los acuerdos judiciales. Además, desmantelan la estructura de apoyo, los facilitadores, por pura politiquería y todavía hay estudiantes sin los servicios básicos”, señaló Aponte Hernández a través de un comunicado de prensa.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.