Denuncian gobierno les incumple a estudiantes de escuela pública

a30fffe76f99bff588b63288d98bfb04_LEL CAPITOLIO – El representante, José Aponte Hernández, denunció el miércoles que la administración de Alejandro García Padilla abusó de la comunidad de la escuela Eladio Tirado López, al cambiar las reglas de juego establecidas para evitar que el equipo de la escuela participara de los VI Juegos Escolares Deportivos Centroamericanos y del Caribe, dándole así ese espacio a una escuela privada.

“Lo que ha hecho está administración con las integrantes del equipo de voleibol femenino que quedó campeonas del torneo de la Liga Atlética Escolar y demás miembros de la comunidad escolar de ésta escuela, es una falta de respeto y denota la falta de integridad de los que cambiaron las reglas para favorecer a otras y otros. Con la ilusión, esfuerzo, sacrificio y compromiso de los seres humanos no se juega”, enfatizó Aponte Hernández.

Las 12 jovencitas que integran el equipo de la escuela ganaron, en la cancha, el derecho de representar a Puerto Rico en los Juegos, al coronarse campeonas estatales del Volibol Femenino de la Liga Atlética Escolar, entidad que agrupa las escuelas públicas de la Isla.

Luego del triunfo, la escuela ubicada en el municipio de Aguada, obtuvo el pase automático a los Juegos pautados a celebrarse en Colombia, siendo así anunciado por el gobierno el pasado mes de diciembre. Sin embargo, y de forma abrupta y arbitraria, el Departamento de Recreación y Deportes (DRD) decidió cambiar en agosto la manera de cualificar a sus equipos, imponiendo una nueva etapa clasificatoria a la escuadra campeona.

La decisión fue notificada por el director regional del DRD para la región de Mayagüez, William Balaguer.

Según describen los padres y directivos de la escuela, fue el 22 de agosto que el funcionario les indicó que el conjunto de volibol tenían que volver a competir, esta vez en una eliminatoria contra la escuela subcampeona del torneo y dos escuelas privadas, y que la competencia se llevaría a cabo el domingo, 25 de agosto en San Juan; apenas tres días después del anuncio.

“No quisiera pensar que se tomó esta decisión para beneficiar alguna escuela privada dónde algún funcionario de Recreación y Deportes haya tenido o tenga alguna relación. Esto se tiene que aclarar por el bien de las jugadoras, sus padres, compañeros y demás miembros de la comunidad. A demás, se tiene que aclarar el uso de fondos públicos para subvencionar la participación en Colombia de funcionarios, ayudantes y contratistas, para lo que radiqué la resolución de investigación y espero que la mayoría parlamentaria le dé paso, de no ser así se verá claramente la intención de encubrir ésta mala acción y se convertirán en cómplices”, concluyó diciendo el representante del Partido Nuevo Progresista.

La participación de la Isla en los juegos ha estado marcada en controversia desde el primer momento. Hace varias semanas, Aponte Hernández radicó la Resolución de la Cámara 770, la cual inicia una investigación sobre las alegaciones del mal uso de fondos públicos para costear viajes, alojamiento y comidas de empleados y contratistas del DRD que fueron al evento deportivo sin necesidad.

En una carta suscrita el 5 de septiembre el director de la escuela, Carlos L. García Verla y la profesora Daisy Seise Ramos, maestra de educación física, solicitan la intervención del titular del DRD, Ramón Orta, porque ‘esta abrupta decisión está afectando en gran medida el desarrollo emocional de toda una comunidad escolar que festejó con gran orgullo y júbilo, la gran gesta de doce jovencitas, que de manera genuina, ganaron el derecho a representar los colores de nuestra bandera en los Juegos’.

Orta, así como los demás oficiales de la administración, hicieron caso omiso a ese pedido, prefiriendo dar paso a una competencia desleal e innecesaria donde finalmente ganó una escuela privada.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.