Más cerca de la Isla Estrellada que de la Isla Estrella

1148811_568807826491280_1675155337_nEL CAPITOLIO – La senadora independentista María de Lourdes Santiago utilizó un turno en la sesión senatorial del jueves para criticar la campaña del gobierno de turno titulada “La Isla Estrella”, que busca posicionar la isla como uno de los mejores destinos de inversión en el mundo, mientras que hizo hincapié en la necesidad de enmendar la legislación impositiva recién aprobada. “Probablemente las intenciones sean las mejores pero, me parece penoso, que en tiempos de estrechez fiscal esta administración recurra a lo mismo que se le criticó tanto a administraciones anteriores, de utilizar estrategias publicitarias -y de hecho lo que está exhibiendo el gobierno me parece más una reproducción de un especial de Navidad del Banco Popular que una propuesta seria de desarrollo- en lugar de hablar de cosas específicas y de cosas que cuentan”, expresó la senadora en el Hemiciclo.

Santiago dijo estar segura que entre los muchos factores que utilizan los inversionistas para determinar si su dinero lo invierten o no en nuestro país, no está el numero de reinas de belleza que tengamos.

“Tampoco creo que transmita una imagen de progreso y desarrollo el video del niño en una casa en la Parguera, que probablemente tenga sus descargas sanitarias en la bahía. Hay que superar esa idea del folklore y de tener que estar subrayando en cada parte ‘es que somos un país tan pequeñito, pero con una gente con un corazón tan grande’”, señaló al cuestionar el tipo de estrategia utilizado para la campaña.

Por otro lado, la portavoz pipiola en el Alto Cuerpo se expresó sobre una nueva carta circular de la secretaria de Hacienda que tiene el efecto de enmendar la legislación impositiva que se aprobó aquí a finales de la sesión pasada, lo que sí es importante para la economía local.

“Tiene razón la secretaria de Hacienda. Porque es una barbaridad que aquí se permita que los manufactureros puertorriqueños tengan que pagar el IVU en las transacciones negocio a negocio, lo que hace, como se traduce eso en el mundo real, no aquí, sino en el mundo real, es que un manufacturero que le vende algo a una gran cadena el día 1 del mes, tiene hasta el día 10 para pagar el IVU. Pero ese manufacturero no va a cobrar su mercancía, como mínimo, hasta dentro de 90 días, si lo cobra. Y hay empresarios puertorriqueños que están con el agua al cuello pagando IVU por dinero que probablemente nunca va a entrar a su caja registradora. Eso sí es importante para el desarrollo económico del país, dijo.

Recordó que presentó una medida la semana pasada para eliminar el IVU en las manufactureras.

“La secretaria de Hacienda ha emitido una carta circular que podría tener el mismo efecto. Pero es mi impresión que a pesar de sus buenas intenciones, la secretaria pudiera estar excediéndose de sus facultades y pueda estar legislado administrativamente. Y creo, por lo tanto, que una de las tareas principales de esta sesión debería ser el corregir de buena fe, admitiendo lo que no está correcto, los errores que se cometieron en la legislación impositiva, porque estamos más cerca de la “Isla estrellada” que la “Isla estrella”, concluyó.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.