Federales detallan bochornoso esquema de fraude al Seguro Social

foto: noticel.com

foto: noticel.com

SAN JUAN – La fiscal federal Rosa Emilia Rodríguez explicó el miércoles el esquema de fraude millonario que cometió un exempleado de la Oficina del Seguro Social en contubernio con tres doctores y por el cual se arrestaron a 71 personas en horas de la madrugada.

“Estas personas eran unos artistas. Porque si le añades la evidencia documental más el comportamiento que ellos exhiben para lograr esto, es triste”, dijo Rodríguez en conferencia de prensa y advirtió que en los próximos días habrán nuevas acusaciones.

La fiscal explicó que las personas contactaban al exempleado del Seguro Social, Samuel Torres Crespo, para que les ayudara con la reclamación de incapacidad al Seguro Social. Por esta ayuda, él cobraba un cargo de 25 por ciento del pago retroactivo que hacía la entidad federal hasta un máximo de 6 mil dólares.

Con la ayuda de los doctores Wildo Vargas, Rafael Miguez Balseiro y Érica Rivera Castro, los cuales hacían las supuestas evaluaciones y justificaban las incapacidades falsas por las cuales cobraban entre 150 a 500 dólares.

Como parte de la investigación, las autoridades observaron a cientos de personas que hicieron reclamaciones, los grabaron en vídeo y hasta visitaron los perfiles en las redes sociales de algunos reclamantes quienes aparecían en fotos en actividades no aptas para su alegada condición física, entre otros métodos de investigación.

El director del FBI en Puerto Rico Carlos Cases detalló los bienes que se le incautaron a Torres Crespo, quien se alega ganó millones de dólares gestionando solicitudes de incapacidad al Seguro Social.

“Se le incautaron seis cuentas bancarias a su nombre por la cantidad de un 1,471,204 dólares, cuatro cuentas a nombre de su familia inmediata incluyendo a su esposa y a dos hijas por la cantidad de 166,448 dólares, un certificado de depósito a nombre de Carmen Pura Quiñones (identificada como una buena amiga de Torres Crespo) por la cantidad de 100,106 dólares”, dijo Carlos Cases.

Este añadió que al sujeto se le ocupó un Porsche 911 GT 2 que pertenecía al exjugador de Asociación Nacional de Baloncesto (NBA) Scottie Pippen, delantero de los Bulls de Chicago en la era de Michael Jordan en los noventa, por el cual pagó 248,032 dólares en efectivo. Un Porsche 911 Turbo por el cual pagó 105,150 dólares en efectivo. Un BMW 640 valorado en 51,563 dólares. Otro BMW modelo 535 valorado en 85 mil dólares. Un Toyota Camry valorado en 35 mil dólares y un Toyota Yaris por el cual pagó 9 mil dólares en efectivo. Además se llevaron de la residencia, ubicada en Guaynabo, 40 carteras de diseñador y relojes valorados en miles de dólares.

“Esto para mi es sumamente bochornoso e indignante, que una persona que trabajó treinta años para el Seguro Social se convierta en multimillonario con el dinero del Pueblo de Puerto Rico”, expresó Cases.

Los funcionarios aseguraron que Puerto Rico es la segunda jurisdicción donde mayor fraude se reporta al Seguro Social.

Esta situación provocará que en el futuro se complique la evaluación y aprobación de casos legítimos del Seguro Social, advirtieron las autoridades federales.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.