Virtuoso Edgar Abraham enseña a los niños del Taller de Fotoperiodismo a buscar la música que llevan dentro

Foto: clasesdeperiodismo.com

Foto: clasesdeperiodismo.com

SAN JUAN – Para el virtuoso multi-instrumentalista y ganador de un Grammy, Edgar Abraham, “todos llevamos música por dentro” y eso precisamente comprobó con una fiesta instrumental, creada de manera improvisada, con más de 100 niños y jóvenes participantes del Campamento de Verano del Taller de Fotoperiodismo.

El evento musical fue parte de los conversatorios celebrados por la organización sin fines de lucro en los que participan personalidades de la política, el deporte y el entorno cultural del País. La charla de unas dos horas se convirtió en una fiesta, toda vez que estaba dirigida a los grupos de la Administración de Vivienda Pública (AVP), que desde el pasado diciembre trabajan con la música como herramienta educativa para mejorar sus destrezas básicas, su motivación y su creatividad.

“El proceso de crear música tiene que ver con escuchar y sentir de manera genuina, y en eso los niños son expertos, por eso se ha formado esta fiesta musical. Solo necesitan que alguien crea en ellos y que se les brinden las oportunidades como las que les da el Taller de Fotoperiodismo”, dijo el destacado músico que domina 16 instrumentos, y ha tocado con grandes figuras del mundo de la música.

El afamado virtuoso agregó que, “la música puede ser un elemento de enorme entretenimiento para un niño, pero más allá les enseña a tener mucha disciplina, a escuchar su entorno de manera distinta y a elevar su nivel de concentración“.

“El instrumento que todos debemos conocer es el alma, que está dentro de nosotros. Si nos conocemos a nosotros mismos podemos tocar, podemos enfrentarnos a todo. No buscar fuera sino dentro de uno mismo”, añadió el respetado compositor. Además, mencionó que “la fe, la práctica y el estudio constituyen un triángulo bien importante para alcanzar todo lo que uno quiera”.

Edgar Abraham, quien actualmente colabora como arreglista y músico en el nuevo disco de Calle 13, espera completar este año de manera simultánea cinco producciones como solista, una hazaña poco usual en el mundo de la música. No obstante, el virtuoso del sax, es reconocido en el mundo musical por su versatilidad, su enorme productividad (con más de 200 composiciones en diversos géneros y nueve discos) y por su amplio repertorio, que va desde lo clásico, pasando por música popular, hasta profundizar en el Jazz de avanzada y la improvisación.

Próximamente, Edgar Abraham estará presentando sus cinco producciones que incluyen cuatro discos y un DVD entre los que se destaca ‘Atmosfhera’, ‘Saturno 2-Dark Jazz’, ‘My Best Friends’, ‘Saturno 3’, en colaboración con Endel Dueño y el DVD ‘Atmosfhera Live’, de su pasado concierto en el Centro de Bellas Artes de Guaynabo.

Durante la charla en el Taller de Fotoperiodismo, Edgar Abraham habló de su niñez y de cómo se inspira para crear música continuamente. Bajo la mentoría de su padre, Edgar Marrero, quien también es un destacado músico clásico, Edgar Abraham comenzó a tocar violín a los 3 años, a los 9 descubrió la pasión por el saxofón y a los 14 años debuto con la Orquesta Sinfónica de Puerto Rico. El egresado del Conservatorio de Música además de contar con su propia banda de Jazz, ha tocado con Shakira, los Gypsy Kings, El Gran Combo, Cheo Feliciano, Stomp, Giovanni Hidalgo, Alex Acuña, Dave Valentín, Néstor Torres, Jerry Medina y es un colaborador cercano de Calle 13 con quien gano un Grammy en el 2010 por su trabajo en el disco “Entren los que quieran”.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.