Decenas de empleados podrán ser despedidos por pugna de alcaldes área Manatí-Dorado

Cámara de Representantes de Puerto Rico (Logo)EL CAPITOLIO – Los representantes novoprogresistas Héctor Torres Calderón y Gabriel Rodríguez Aguiló, presentaron el martes una medida para ordenar a la Comisión de Asuntos Municipales y Regionalización de la Cámara de Representantes, a realizar una investigación sobre el estado de situación del Área Local de Desarrollo Laboral de Manatí-Dorado. Esto ante los inminentes despidos esta semana en dicha entidad que afectarán grandemente la Ley de Inversión en la Fuerza Trabajadora, al igual que la provisión de servicios a la ciudadanía.

“Tras la celebración de las pasadas elecciones, los alcaldes de los municipios que componen Área Local de Desarrollo Laboral de Manatí-Dorado se han enfrascado en una agria disputa en torno a quien le corresponde dirigir los trabajos de dicha organización. Esta lamentable pugna de poder habrá de ocasionar el despido de sobre 60 empleados padres de familia de sus puestos de trabajo, situación que tiene el efecto riesgoso e indeseado de afectar la provisión de servicios destinados para la ciudadanía”, indicó Torres Calderón.

Según la exposición de motivos de la Resolución, el pasado 30 de mayo del corriente, Sally López, Administradora Designada de la Administración de Desarrollo Laboral, informa sobre los fondos de la referida Área Local para el próximo año fiscal 2013-2014, pero los mismos están condicionados a que se presente un denominado Acuerdo de la Junta de Directores de Alcaldes firmado antes del próximo 30 de junio, cuando culmine el corriente año fiscal.

Respectivamente, el presidente a esa fecha, el alcalde de Manatí, Juan Aubín Cruz Manzano, envió a los alcaldes del área el documento para la firma del mismo, a los efectos que los fondos estuvieran disponibles para no poner en riesgo el servicio a la ciudadanía y el trabajo de los empleados, el cual los alcaldes de Barceloneta, Ciales, Dorado y Vega Baja se negaron a firmar.

Tras lo sucedido, el 10 de junio, el mismo alcalde de Manatí presentó su renuncia a la presidencia para que los alcaldes de Dorado, Ciales, Barceloneta y Vega Baja firmaran el acuerdo, ya que no lo firmaron como mecanismo de tranque. Esta renuncia del alcalde de Manatí es para evitar poner en riesgo los empleados del consorcio.

“Lamentablemente, al día de hoy los alcaldes de los Municipios de Vega Baja, Ciales, Dorado y Barceloneta aún no han firmado el acuerdo que se les envió, esperando que llegue el 30 de junio para que el sistema colapse y poder crear una nueva estructura donde le darían prioridad pero no seguridad a los empleados del Área Local, lo cual crea gran incertidumbre sobre el funcionamiento del consorcio”, consignó por su parte el ex vicepresidente cameral Rodríguez Aguiló.

Actualmente, la Junta de Directores de Alcaldes del consorcio está representada por la vicepresidenta, Wanda Soler, alcaldesa de Barceloneta.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.