AEE busca regular en el tribunal manifestaciones de UTIER

Autoridad de Energía Eléctrica (AEE) (Logo)SAN JUAN – El presidente de la Unión de Trabajadores de la Industria Eléctrica y Riego (UTIER), Ángel Figueroa Jaramillo asistirá el martes a una vista judicial por un recurso presentado por la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE) en el que pide que se regule la forma en que el sindicato realiza sus manifestaciones.

“Eso es un nuevo intento de callar la verdad mediante los tribunales que muchas veces ha servido al gobierno y no a los trabajadores. Hoy (martes) vamos a estar en la sala 907 (del Tribunal de San Juan) reaccionando a un interdicto preliminar y permanente y una sentencia declaratoria que la Autoridad solicitó para que se establezca lugar, tiempo y espacio para las actividades que por Constitución tenemos los trabajadores”, dijo Figueroa Jaramillo en entrevista en una emisora de noticias (WAPA Radio).

Según el líder gremial, el interdicto pide específicamente el cese y desista de bloquear los accesos de la Autoridad, de las manifestaciones en los predios de la corporación y solicita la prohibición de “nuestra persona de entrar a la Autoridad”.

El gremio sindical y la corporación pública enfrentan un tranque por las disposiciones del convenio colectivo sobre la salud y seguridad de los empleados por lo que los unionados han planificado una serie de paros y manifestaciones.

“Eso es para que podamos ver como ante los reclamos justos de salud y seguridad que hemos presentado y ante la falta de argumentos serios en la mesa de negociación, ahora usan otro mecanismo para tratar de callar y para intimidar a los trabajadores. Acudiremos al tribunal, los abogados harán su trabajo pero no hay duda que nosotros vamos a hacer el nuestro como sindicales”, sostuvo Figueroa Jaramillo.

Ante preguntas sobre la posibilidad de que los tribunales emitan fallos favorecedores para la AEE, el presidente de la UTIER aseguró que los unionados tomarán decisiones “sabias, inteligentes y firmes”.

“Esa lucha va a ser hasta las últimas consecuencias porque lo último que puede perder el ser humano es el derecho a proteger su vida”, finalizó.

Los comentarios para este artículo han sido cerrados.